Luego las publicaron aplaudiendo a su amigo ¡y humillándola a ella!… ¡Barack no debe estar para NADA contento!

Para las chicas a las que les gustan las fiestas, los 16 años son una importante edad. Una suele tener toda la energía para salir y bailar toda la noche si es necesario…  y bueno, la hija más pequeña del ex presidente Barack Obama está justamente en esa etapa, y seguramente él lo sabe.

Lamentablemente, por ser una figura tan pública, la chica es perseguida hasta cuando quiere ir a divertirse con sus amigos (y no es la única que vive eso, pues a Malia también le acaba de pasar).

Y al ser vista en el festival Lollapalooza en Chicago, dejó a muchos boquiabiertos al verla como no esperaban.

Comenzó a conversar con un chico al que no conocía… y al parecer, se llevaron muy bien…

¡Porque minutos después se besaban apasionadamente!

Y ni siquiera fueron los paparazzi los primeros en enfocar su atención en ellos… ¡sino que fueron sus propios amigos!

Una de las fotografías fue inmediatamente compartida en el Snapchat de un chico, en el que escribió: “Matt va a obtener a Sasha Obama”.

The Shade Room

(¡Y yo creo que hacer eso fue realmente horrible!).

Y como si no fuera suficiente, luego publicó imágenes más explícitas… mientras ellos se besaban.

The Shade Room

Aunque entendemos que muchas veces los hijos de importantes figuras públicas sí deben andar con más cuidado, también creemos que tienen derecho a ser libres y divertirse como cualquier joven… y que sus propios amigos no pueden andar exponiéndolos por entretención. De hecho, lo que hizo ese chico no se le debe hacer a NINGUNA persona.

Te puede interesar