Por Pablo Román
29 marzo, 2018

El actor ya no es el mismo que recordamos.

Las exigencias que la sociedad nos hace respecto a nuestra belleza son pesadas y las mujeres son las principales afectadas. Que tienen que depilarse, que tienen que cubrir sus canas, que deben estar delgadas, que se visten provocativamente, que es demasiado conservadora, que no usa bien el maquillaje y así podría estar todo el día enumerando una que otra injusticia de la vida.

Ahora, los hombres no sufrimos tanto este tipo de exigencias. Una razón se debe a que no nos importa, en realidad, hacemos como que no nos importa. La otra es que la lista de exigencia para nuestro género es mucho menor.

Sin embargo, sí tenemos una presión del mundo respecto a nuestra apariencia.

Hoy hablaré de Russell Crowe. Algunos de ustedes lo recordarán por su papel en Gladiador.

Gladiator

Capitán de mar y guerra.

Master and Commander: The Far Side of the World

O en Una mente brillante.

A Beautiful Mind

Pero, sino estaban en este universo, últimamente ha descuidado su imagen.

matrixpictures.com.au

A sus 53 años, el actor tuvo un día en familia y baloncesto en Sidney, Australia.

Los paparazzis lo atraparon y a él, no creo que no le importara mucho.

matrixpictures.com.au

Ahora, mi enfoque esta vez no se trata de su peso.

matrixpictures.com.au

Sino de lo que la gente comenta al respecto, los conocidos body shamers o personas que humillan a otros por su peso.

Estos son algunos comentarios:

Daily Mail

«Alguien olvidó publicar la foto de Maximus para saber cómo ha cambiado».

Daily Mail

«Ahora entiendo por qué su esposa lo dejó y tomó el dinero». 

Y creo que debemos detenernos en este último.

Sucede que Crowe tuvo que realizar una subasta para pagar el divorcio de su esposa, Danielle Spencer. Los 200 artículos están avaluados en 3,6 millones de dólares. 

Burlarse de eso, no me parece algo bueno. Ahora, volviendo con el tema principal, los hombres también sufren de los daños que produce la sociedad para validarse como «hermoso». Pero siento que no son tan duros como si se tratara de una mujer, esa es la verdad.

De todas formas, el peso de la belleza es bastante cruel para todos.

Así que, por favor, no imiten este tipo de acciones deshonestas.

Puede interesarte