Por Catalina Maldonado
7 octubre, 2021

Miles de adolescentes transgénero se someten a tratamientos —como bloqueadores de la pubertad— para cambiar su sexo. Sin embargo, para dos médicas que son trans eso sería un error por “las consecuencias irreversibles que podría traerles”.

Actualmente, muchos son los niños y adolescentes que sienten la confianza de hablar sobre su sexualidad, definirla o más bien, considerar cuando se encuentran en un cuerpo que no les pertenece. A partir de eso, en conjunto con sus padres, comienzan un camino para transformarse su identidad donde los bloqueadores de la pubertad son claves. 

Sin embargo, y a partir de estos tratamientos que inhiben el desarrollo de cuerpos de niños con disforia de género, ha generado una real preocupación en un grupo de médicos quienes alertan a la gente sobre las consecuencias de administrar esta medicina a personas demasiado jóvenes. 

Getty Images

Las médicas —ambas mujeres transgénero—, han expresado su preocupación por la cantidad de niños a los que se les administran bloqueadores de la pubertad y se someten a cirugía, y describen que el aumento de los procedimientos es profundamente preocupante.

Por su parte, la Dra. Marci Bowers, una especialista en vaginoplastia de renombre mundial que operó a la estrella de telerrealidad Jazz Jennings, dijo lo siguiente al respecto:

“Creo que hubo ingenuidad por parte de los endocrinólogos pediátricos que propugnaban el bloqueo temprano [de la pubertad] pensando que esta magia puede suceder, que los cirujanos pueden hacer cualquier cosa”.

—dijo Marci Bowers para Substack—.

FilmMagic

Bajo esta idea, Erica Anderson, psicóloga clínica de la Clínica de Género Infantil y Adolescente de la Universidad de California en San Francisco, también salió a apoyar a su colega y defender que esto sería “un error”.

“Créanme, estamos haciendo cirugías magníficas a estos niños, y están muy decididos y estoy muy orgulloso de muchos de ellos y de sus padres. Han sido geniales. Pero, sinceramente, no puedo sentarme aquí y decirles que tienen mejores, o incluso tan buenos, resultados. No son tan funcionales. Me preocupo por sus derechos reproductivos más tarde. Me preocupa su salud sexual más adelante y su capacidad para encontrar intimidad”, aclaró preocupada al mismo medio.

Erica Anderson

Si bien Anderson dijo que había enviado un artículo de opinión al New York Times advirtiendo sobre los riesgos de los tratamientos, el periódico lo rechazó porque la historia estaba “fuera de nuestras prioridades de cobertura en este momento”.

Con miles de niños y adolescentes dispuestos a cambiar su género, esto podría ser una alerta para todos.

Puede interesarte