Por Pamela Silva
18 julio, 2018

¡Queda verdaderamente delicioso!

Meghan Markle es de esas personas que hacen muchas cosas con su vida, que no logran quedarse quietas y dedicarse a una sola carrera sino que necesitan perseguir muchos sueños y pasiones (y que probablemente ni siquiera así se sientan satisfechos). Así que antes de ser de la realeza, Meghan era actriz, filántropa, defensora de los derechos de las mujeres y también una apasionada por el mundo de la comida y estilo de vida.

Sobre esto último tenía un blog -que cerró al convertirse en Duquesa-, donde escribía sobre muchas cosas. Una de esas, es una receta para preparar pasta que se ha hecho bastante famosa estas últimas semanas.

Aunque siendo más específicos, no es particularmente un truco para hacer la pasta, sino que para la salsa que acompaña a la pasta (que es tan importante como la pasta, para qué andamos con cosas).

Y honestamente, es algo que el mundo necesita saber por qué es la fórmula perfecta para quedar como un rey con la cena y no necesita de mucho esfuerzo.

Es pasta con boloñesa de calabacín (o salsa de calabacín, para los puristas de la boloñesa).

Instagram: @stronghungrygirl

Lo primero que necesitan hacer es cocer un poco de cebolla picada, después añadirle el calabacín picado y dejarlo cociendo a fuego muy lento por cuatro horas. Sí, CUATRO HORAS.

Y ese simple proceso es el gran secreto de Meghan Markle para cocinar pastas, porque las cuatro horas hacen que el calabacín se convierta en una salsa muy cremosa ideal para una cena maravillosa, simple, pero deliciosa.

Instagram: @varpiefoodfit

Imagínate, lo dejas haciendo y te puedes ir a ver cuatro capítulos de una serie, después vuelves y cena lista. Meghan la aliña con sal, pimiento y juego de limón con toques finales de queso partisano y hojuelas de pimienta roja.

¿Acaso algo más sencillo para hacer? Lo dudo. 

Puede interesarte