Por Pamela Silva
10 Julio, 2017

“Él continuaba disculpándose, no por el affaire, sino que por la forma en la que me enteré”.

Nadie se salva de las infidelidades, pero lo peor es cuando te enteras no sólo por otros del engaño, ¡sino que por la prensa! La esposa de Jeremy Meeks, Melissa, se enteró a través de unas fotos que salieron en los medios de farándula sobre la aventura que tiene su esposo con la heredera de TopShop, Chloe Green.

Abaca

Acá habían dos caminos: Melissa podría haber sido como Rob Kardashian y publicar todos los secretos de su esposo en verganza o comportarse como un ser humano decente, sufrir y pasar las penas en privado.

Y por supuesto, pedir el divorcio.

Esto fue lo que hizo Melissa, declaró al Daily Mail sentirse “humillada” por las fotografías y que el matrimonio no tenía salvación, por lo que pidió el divorcio.

Jeremy está de acuerdo con la decisión de su esposa, por lo que no hay forma de salvar el matrimonio.

“Conversamos en las escaleras de entrada. Le dije cuan devastada y enojada estoy. Él continuaba disculpándose, no por el affair, sino que por la forma en la que me enteré. Me sentí humillada, no sólo porque mi esposo fue descubierto con otra mujer, sino que por el hecho de que fueran tan descarados al respecto. Él me dijo ‘no pretendía que esto sucediera’. Estas fotos me perseguirán por siempre”.

Melissa creía que Jeremy estaba en Grecia trabajando. Y no sólo está molesta por cómo esto la afecta a ella, sino que también por sus tres hijos de 16, 11 y 7 años.

“Por supuesto que estoy enojada con ella. Lo que hizo es imperdonable, estoy enojada con él también. Destruyeron mi mundo entero. ¿Acaso pensaron en los niños y en cómo los afectaría a ellos? Son víctimas inocentes en esto. Y yo también”. 

#squad

A post shared by JEREMY MEEKS (@jmeeksofficial) on

 Al menos Melissa tiene claro que hombres así no son necesarios, y no tiene intención de volver con Jeremy.

Ánimo Melissa, y ojalá tus hijos no pasen tantos malos ratos por culpa de esto. 

 

 

 

Te puede interesar