Por Ronit Rosenberg
1 agosto, 2018

Los deberes y protocolos van por encima de su felicidad.

Meghan Marle cumplirá 37 años este sábado 4 de agosto. Es su primer cumpleaños como miembro de la Familia Real pero, a diferencia de como muchos piensan, no habrá una celebración especial. El año pasado la exactriz disfrutó su cumpleaños 36 en un safari en África con Harry, pero desafortunadamente este año no será así de maravilloso.

Backgrid

Para su mala suerte, el sábado 4 es la boda de uno de los mejores amigos del Príncipe HarryCharlie Van Straubenzee, por lo que están obligados a asistir. Para cualquier mortal una boda sería un excelente lugar para festejar por partida doble, pero en el caso de la Corona hay restricciones que lo prohiben.

Instagram Meghan_duchess

Por protocolo, los miembros de la familia real tienen prohibido festejar en público. No pueden beber alcohol ni comportarse alocadamente. Si es que quieren hacerlo, deben ser dentro de su palacio con un círculo íntimo y cercano. Por eso, Meghan y Harry deberán limitarse a celebrar únicamente a los novios, cuidando el protocolo.

Meghan_duchess

Pero esa no es la única mala noticia. Como si fuese poco, ¡Meghan no podrá sentarse al lado de su esposo! Sí, así como lees.

Meghan_duchess

Harry es muy cercano al novio, por lo que le han ofrecido ser padrino de boda. Se conocen con Charlie desde que eran niños en la prestigiosa preparatoria Ludgrove en Berkshire. Y bueno, el novio aunque no es parte de la Corona, igualmente se tratará de una boda muy protocolar porque claro está que los compañeritos del nieto de la Reina no provienen de cualquier familia.

Son aristócratas y muy adinerados, por lo tanto, guardan por placer normas también. Como Harry será uno de los padrinos, tendrá un asiento especial durante la ceremonia, mientras que Meghan deberá sentarse sola con el resto de los invitados.

PA

Tal vez después de la boda, que será durante el día, se vayan al Palacio de Kensington los más cercanos a la pareja a brindar por Meghan y su primer cumpleaños como miembro oficial de la realeza. Pero por ahora no hay planes confirmados y la duquesa deberá conformarse con asistir a la boda.

Puede interesarte