Aquí un adelanto de… su gordo trasero.

No especificó cuántos kilos debió subir para su rol de Ray Stussy, pero sí que le incomodan los kilos de más. Ewan McGregor, quien está acostumbrado a mantener una figura delgada e incluso dice que le gusta hacer escenas desnudo, comentó esta semana cómo se sintió tener que subir de peso para poder interpretar a uno de los dos personajes a los que da vida en la nueva temporada de Fargo.

El británico aceptó el desafío de encarnar a Ray y Emmit Stussy, una pareja de hermanos cuya rivalidad los hace embarcarse en una oscura trama que incluye asesinatos y agrupaciones ilegales.

Emmit es un hombre atractivo y “exitoso”, mientras que Ray vive en medio del crimen y tiene un aspecto más descuidado que forzó al actor a ganar varios kilos y a usar rellenos en el set.

“Soy un hombre pequeño. No estoy acostumbrado a cargar peso, no te hace sentir bien”.

-Ewan McGregor, a Vanity Fair-

Fue una escena en particular la que obligó al artista a subir más de peso: una toma en que está desnudo en el baño junto a la actriz Mary Elizabeth Winstead.

FX.

Su personaje tiene sobrepeso y hasta el momento McGregor estaba personalizándolo a través de sesiones de maquillaje y disfraces de dos horas y media. También utilizaba un relleno, pero en la escena desnudo debía reflejar esos kilos extra.

“Ves mi cuerpo desnudo. Aunque uso relleno para que Ray luzca más grande, esta escena tenía que justificar ese relleno (…) No tendría sentido que use relleno y luego apareciese delgado al salir del baño”. “.

-Ewan McGregor, a Vanity Fair-

Ewan filmó, además, Trainspotting 2 hace poco. Para dicho papel bajó de peso y estaba en su estado físico ideal lo que requirió hacer una dieta alta en calorías para llegar a la apariencia adecuada para el personaje de Ray.

FX

“Es genial cuando estás pidiendo, puedes pedir lo que quieras. Pero la verdad es que cuando me iba a la cama cada noche no me sentía muy bien”.

-Ewan McGregor, a Vanity Fair-

El actor contó que cuando recibió la llamada del director de la serie, Noah Hawley, comenzó a pedir grandes postres y a empeñarse a subir de peso desde ese segundo en adelante.

Fargo, una serie que se emite por Fx en Estados Unidos, toma lugar en el mismo “universo” que la película de los hermanos Cohen de 1996, aunque relata las historias de otros personajes.