Por Catalina Maldonado
4 febrero, 2020

La joven activista logra su segunda nominación consecutiva para el premio debido a su labor en generar conciencia sobre el cambio climático.

Una de las jóvenes revelación de 2019, nos seguirá sorprendiendo en 2020 y es que su compromiso con el cambio climático va enserio, convirtiéndose en un verdadero referente de la lucha por frenar la contaminación. Hablamos de la joven activista Greta Thunberg. 

Y es que luego de un 2019 con una agenda llena y grandes cambios en la conciencia de la juventud, dos parlamentario suecos han considerado que su labor aún debe ser realmente premiada, por lo que ha sido nuevamente propuesta para adjudicarse el Premio Nobel de la Paz este año. 

Getty Images

Los dos hombres detrás de la postulación son Jens Holm y Hakan Svenneling, ambos del Partido de la Izquierda, que han seguido el camino de Thunberg desde un principio y que sin duda consideran merecedora de este título, y todo lo que el premio significa en el mundo.

Según AP, ambos considera que Greta “ha trabajado duro para hacer que los políticos abrieron los ojos a las crisis climática”. Además, valoran su trabajo para “reducir nuestras emisiones e implementar el Acuerdo de París es también un acto de hacer la paz”.

Getty Images

El año pasado también había sido nominada al Nobel de la Paz por tres diputados del Parlamento de Noruega, pero finalmente el premio fue entregado al primer ministro de Etiopía, Abiy Ahmed, por sus exitosas negociaciones de paz con la vecina Eritrea y otras causas internacionales.

Sin embargo en 2019 estuvo entre las cuatro personas nombradas como ganadoras del Premio Right Livelihood Award, conocido como el “Nobel Alternativo”, y también fue nombrada como “Persona del Año” por la revista Time. 

Time

La joven Greta Thunberg se hizo conocida en el mundo luego de la creación del movimiento “Viernes para el Futuro”, donde proponía a los estudiantes a hacer huelgas todos los viernes para protestar contra el cambio climático y exigir la reducción de la huella de carbono.

Su movimiento se ha extendido por todo el mundo, y ha logrado ser una verdadera inspiración para la gente y la política, llevándola hasta la Asamblea General de la ONU en septiembre donde dijo su aclamado discurso. Posteriormente participó en la cumbre climática COP25, y en el Foto Económico Internacional de Davos.

Reuters

La lucha de esta joven ha estado guiada en inspirar a otros jóvenes a despertar con respecto al daño que hemos causado al mundo, y también llamar a las grandes autoridades a hacerse cargo de la situación con políticas públicas sustentables.

Con tan solo 17 años ha logrado bastante.

Puede interesarte