Por Pamela Silva
25 octubre, 2017

El actor no pudo salir del auto después del choque y falleció sepultado entre las llamas y el peso del vehículo.

En 2013, mientras grababa la parte siete de la saga de Rápidos y Furiosos, Paul Walker -uno de sus protagonistas- falleció en un accidente de tráfico cuando venía de vuelta de un evento en beneficio de los afectados por un reciente tifón.

El auto en el que Paul y el conductor viajaban perdió en control mientras iba a unos 90 k/h, el actor no fue capaz de salir del auto después del choque y falleció sepultado entre las llamas y el peso del vehículo.

https://www.instagram.com/p/BZCF29zFM0E/?hl=es&taken-by=meadowwalker

Su hija Meadow Waljer, fruto de su relación con Rebecca Soteros y que es ahijada de Vin Diesel, presentó una demanda en 2015 contra la marca del auto en el que viajaba su padre.

 Declaró que la responsabilidad de la muerte de este eran ellos porque habría habido un malfuncionamiento en el cinturón del auto que impidió a Paul escapar de él.

De hecho, la joven declara que la marca tenía conocimiento que ese modelo en particular de la marca no sólo tenía problemas con el cinturón, sino que también eran inestables y perdían el control con facilidad.

A post shared by Meadow Walker (@meadowwalker) on

Dos años después de iniciada la demanda por fin se resolvió en un juicio poco público en donde ambas partes llegaron a un acuerdo para detener el procedimiento judicial. Aunque los términos específicos del acuerdo al que llegaron tanto la joven como la marca, se mantienen en estricta confidencialidad.

Todo lo que sabe es que ambas partes decidieron poner fin a la demanda y llegaron a un acuerdo en común, pero es posible que nunca se sepa qué fue lo que acordaron para terminar el juicio, sobre todo considerando que llevan dos años en litigios.

Puede interesarte