Por Lucas Rodríguez
6 noviembre, 2020

En una carta abierta a sus fans, Johnny explicó que los productores pidieron su renuncia. Él la aceptó sin mayores problemas, considerando que era lo más correcto por hacer.

Esta semana comenzó con un golpe para muchísimos de los fanáticos del cine. Johnny Depp, quien hace solo un par de años era la estrella más comercial, amada e imitada del mundo del cine, cayó en desgracia en solo un par de horas, cuando el juicio que había entablado contra el diario inglés The Sun, falló en su contra. Fue un resultado impactante, que ni siquiera quienes estaban seguros de su culpabilidad, recibieron sin un ápice que sea de sorpresa. 

Getty Images

Las cortes inglesas hablaron claro: la evidencia era suficiente para que referirse a Johnny como un “abusador doméstico” era correcto. Cómo llegaron las cosas a esto, nunca lo sabremos.

Warner Bros. Pictures

Las consecuencias de esta decisión no se demoraron en llegar. A pesar de que los fans más acérrimos del actor siguieron parándose a su lado, la mayoría de quienes tenían una postura más imparcial comenzaron a aceptar la nueva realidad. Algunos especularon sobre su futuro en la industria del cine, dando por hecho que nadie querría trabajar con él dentro de los próximos meses

Warner Bros. Pictures

Dicho y hecho, el juicio ya le costó el papel más importante que tenía en su carpeta: el de Gellert Grindelwald en la saga Animales Fantásticos.

Warner Bros. Pictures

Su parte en el spinoff de Harry Potter era central para la trama. Luego de un final impactante en la primera película, Johnny emergió como la encarnación del villano de esta saga. La segunda película giró casi completamente en torno a él, generando no poca controversia a media que la vida privada del actor, superaba en interés a la profesional a ojos de su público. 

Warner Bros. Pictures

En un principio, productores de la cinta, así como la mismísima J. K. Rowling, le mostraron su aprecio. Pero eso era antes de que hubiera un veredicto así de oficial como el de las cortes inglesas. Ahora ya solo quedaba una opción: cortar todos los lazos con este actor caído en desgracia. 

Warner Bros. Pictures

No podemos más que especular sobre cómo se vendrá el futuro de Johnny. En una carta abierta a sus fans, remitida por la BBC, explicó que la decisión de renunciar le fue impuesta por los estudios, pero que él la aceptó sin chistar. Es probable que se retire de la actuación, o por lo menos, que deje de lado las grandes producciones de Hollywood. 

Esperemos que con el tiempo podamos separar a Johnny Depp, la persona, de sus grandes  y recordados roles. 

 

 

 

Puede interesarte