Por Lucas Rodríguez
24 diciembre, 2021

A diferencia de la gran mayoría de los rockstar, Jon ha preferido una vida familiar y tranquila. Dorothea Hurley es la madre de sus hijos, así como también quien le da calma y armonía a su hogar.

Todos conocemos cómo suele ir la vida privada de las estrellas del mundo de la música: matrimonios breves, escandalosos y trágicos, generalmente con modelos u otras mujeres igualmente famosas que ellos. Son pocos los que rompen esta norma, siendo más la excepción quienes logran tener una vida privada tranquila y armoniosa. Por lo general escuchamos que los miembros más secundarios de las bandas famosas son quienes se comportan con más calma: casi nunca es el cantante y líder el que lo hace. 

@jonbonjovi

Por eso mismo es que el caso de Jon Bon Jovi es tan excepcional.

Teniendo en cuenta que el líder, cantante y compositor de la banda fue una de las estrellas más grandes de una décadas a la que no le faltaron personajes como la fue la de los 80s, enterarnos que la vida privada de John no está repleta de citas con supermodelos o autos de lujos chocados bajo la influencia de las drogas, resulta casi impactante. Pero la verdad es que Jon es la excepción más insólita, en cuanto no solo no ha tenido ninguna de estos escándalos, sino que ni siquiera tiene un divorcio a su nombre. 

@jonbonjovi

Eso es porque la estrella de rock lleva 40 años de tranquilo matrimonio con la misma mujer.

Dorothea Hurley fue la suertuda que ha estado al lado de este adorado músico, pero lo que llama la atención es lo normal de su historia. Dorothea era la novia escolar de Jon, quien estuvo a su lado mucho antes de que él y la banda que llevaba su nombre saltaran a una fama estratosférica a mediados de los 80s. Aún más impresionante es que durante los años en que su novio se convertía en una sex symbol, recibiendo los elogios de chicas de todo el mundo, ella continuó a su lado. 

Shutterstock

De a poco la pareja fue conformando una familia, con varios hijos juntos.

@jonbonjovi

Hoy son vistos como una verdadera rareza del mundo del espectáculo. Ellos dicen que la clave de su relación se la ha dado la misma longevidad: se conocen totalmente, por lo que son capaces de ver cuando el otro necesita algo, o incluso cómo esperarlo cuando pasa por un mal rato. 

Shutterstock

Durante los últimos años, Jon se ha hecho casi tan famoso por sus obras de caridad como por su inescapable música. Los fans celebran que una estrella de su tamaño se haga el tiempo para servir comida a los necesitados. Si se preguntan de dónde saca el ímpetu, puede que Dorothea tenga más de una respuesta. 

Puede interesarte