Por Leonardo Granadillo
10 septiembre, 2020

Miles de felicitaciones han llegado desde el nacimiento de la bebé y según Entertainment Tonight, ante la imposibilidad de salir y cumpliendo con el distanciamiento, sus amistades más cercanas han conocido a Daisy Dove por el teléfono.

La dulce espera terminó hace poco para la querida cantante Katy Perry y su esposo el actor Orlando Bloom. El pasado 26 de agosto, Daisy Dove salió del vientre de su madre y conoció el mundo por vez primera. No obstante, su llegada no ha sido en el panorama ideal.

La pandemia mundial del COVID-19 sigue limitando enormemente la posibilidad de vernos con nuestros seres queridos, por lo que ha podido ser toda una fiesta, se ha convertido en unos primeros días bastantes privados. Al punto que, de acuerdo a Entertainment Tonight, sus padres han tenido que presentarla a través de videollamadas, para cumplir con los protocolos que dictan las autoridades de salud.

AP

“Desde que llegó Daisy, Orlando y Katy se han visto constantemente inundados de amor, cariño y bondad. Sus amigos no han dejado de mandar regalos y palabras de ánimo. Y debido a la pandemia, ellos han tenido que presentar a Daisy a través de un sinfín de videollamadas. Pero al margen de los medios empleados, lo cierto es que la experiencia no podría estar resultando más satisfactoria”

confesó una fuente a Entertainment Tonight

Aunque nadie más ha podido entrar en contacto con ella, las muestras de afecto no han faltado a través de las redes sociales. Además, miles de regalos han llegado a la residencia Bloom – Perry desde que la chiquita está con ellos en casa.

Instagram: @katyperry

“Katy es una madre increíble y está obsesionada con su bebé. Los dos están más enamorados que nunca y sienten que su relación se encuentra ya en otro nivel, uno muy superior al que esperaban antes de recibir a su niña”

afirmó la misma fuente a confesó una fuente a Entertainment Tonight

Instagram: @KatyPerry

Una situación que no es del agrado de nadie, pero contenta que personas tan seguidas en el mundo den el ejemplo y no intenten romper las normas de distanciamiento. Hay que seguir quedándonos en casa, falta poco para derrotar a esta pandemia.

Puede interesarte