Por Diego Cid
21 diciembre, 2017

Más de $1 billón de dólares tendrían que dividirse…

Kim Kardashian y Kanye West han mantenido un perfil bastante bajo como pareja en el último tiempo, concentrando toda la atención en el bebé que están esperando y para el cual están usando una madre sustituta. Sin embargo, este proceso podría tener más complicaciones de la esperadas.

Según confirman algunas fuentes, Kim ya no puede lidiar con los problemas de Kanye y la depresión que le aqueja desde noviembre de 2016. Sus cambios de humor ya la tendrían totalmente desesperada.

Además, Kim ya tenía dos niños de los que hacerse cargo como para tener que ser responsable por Kanye.

Rex/Shutterstock

Según Star Magazine, el divorcio podría darse en cuanto el bebé que están esperando nazca, y las cosas no serían para nada suaves.

El divorcio sería una guerra total, pues Kim ya le habría pedido a Kanye firmar un acuerdo dentro del matrimonio en el que ella protege sus propiedades. Entre la música de Kanye, Keeping Up With The Kardashians y las marcas de Kim, en el divorcio se podría dividir hasta $1 billón de dólares.

Instagram

La fuente también relata que ellos no están felices con el asunto, pues se quieren, pero el matrimonio ya sería imposible de llevar.

A pesar de todo, estarían analizando la decisión con calma con el fin de escoger lo que mejor sea para sus hijos.

Puede interesarte