Por Kat Gallardo
25 julio, 2018

Nació en la cárcel, nada que ver con su personaje en la popular serie.

Leighton Meester parece tenerlo todo, incluyendo una exitosa carrera de actuación y música, un matrimonio sólido con la estrella de The OC Adam Brody, y una adorable hija llamada Arlo. A pesar de que es muy conocida por interpretar el papel de Blair Waldorf en la exitosa serie Gossip Girl, la vida real de Meester dista mucho de ser perfecta.

Meester nació en abril de 1986 en un centro de rehabilitación de Texas mientras su madre cumplía una sentencia de prisión por contrabandear drogas. En una entrevista con Us Weekly, la actriz reveló que su madre, Constance, dio a luz al comienzo de una sentencia de 10 años de prisión, pero finalmente fue liberada luego de 16 meses.

https://www.instagram.com/p/BQTdvsnAuG3/?taken-by=itsmeleighton

El padre de Meester también estaba lidiando con asuntos legales ligados al caso de su madre, por lo que fue liberada bajo la custodia de su abuela. Sin embargo, otros miembros de su familia también tenían problemas con la justicia.

Después de la liberación de su madre de la prisión, madre e hija se establecieron en Florida, pero Meester soñaba con dejar el estado atrás y triunfar en la industria del entretenimiento.

https://www.instagram.com/p/BNw6PDygxap/?taken-by=itsmeleighton

A los 10 años, asistió a una convención de modelos en Atlanta, durante el receso de Navidad de su escuela. Después de que un agente la contratara, le pidió que se mudara a Nueva York. «Terminé quedándome [en Nueva York]. Nunca volví a Florida … Eso fue todo «, le dijo Meester a Marie Claire.

En esta etapa, Meester y su madre tuvieron problemas para llegar a fin de mes. Meester tuvo campañas con importantes tiendas y marcas, incluyendo Bloomingdale’s y The Limited Too, pero según los informes, la pareja vivió en «alquileres dudosos» en el barrio de West Village y en el vecindario Inwood de Manhattan, al menos hasta que comenzaron a llegar los grandes cheques.

#metgala @emiliopucci #peterdundas

A post shared by Leighton Meester (@itsmeleighton) on

Meester le dijo a Marie Claire, que durante ese periodo se mantuvo enfocada en su carrera, principalmente porque no podía relacionarse con los niños de su edad. «Me preocupaba que no tuviéramos gasolina o comida. Esas eran mis preocupaciones». Tanto así que ni siquiera asistió a su fiesta de graduación, ya que no podía permitirse pagar la cuota del evento.

La relación de Meester con su madre dio un giro dramático en 2011. La actriz y cantante al parecer había estado enviando a su madre un pago de $7.500 dólares cada mes para ayudar su hermano pequeño, Lex, quien tiene diversos problemas de salud.

https://www.instagram.com/p/Bcsk3DihIJK/?taken-by=itsmeleighton

Pero su madre, en lugar de usar el dinero para atender a su hijo, lo gastaba en cirugías plásticas, Botox y extensiones de cabello. Meester cortó el pago a su madre y se negó a enviar más dinero, pero esta trató de convencerla de que tenían un contrato oral que le exigía «pagarle $ 10,000 al mes de por vida».

Según informes, su madre también amenazó con entablar una demanda contra su hija a menos que Meester continuara haciendo los pagos mensuales. Aparentemente, Meester sintió que la única forma de resolver su desacuerdo era presentar una demanda propia.

Daydreaming: photo from #Biotherm shoot in Mexico…

A post shared by Leighton Meester (@itsmeleighton) on

Un juez acordó que no había ningún contrato entre madre e hija, y en junio de 2012, Meester fue vindicada cuando el juez le dijo que no tenía que pagarle a su madre un centavo más, según ABC News .

En la demanda de 2011 contra su madre, Meester también solicitó la custodia de Lex. Una fuente le dijo a Radar Online : «Quiere que Lex abandone la casa de su mamá en California y se vaya a vivir con ella a Nueva York … Leighton está muy cerca de su hermano, por lo que odia no poder estar allí para ayudarlo».

Los términos de la batalla por la custodia no se revelaron, pero en 2014, estaba claro que Lex había permanecido bajo la custodia de su madre. La revista InTouch reveló que después de que Meester cesara los pagos, la casa de su madre entró en remate, por lo que su madre llevó a su hermano a buscar refugio para personas sin hogar. O al menos, esa era su versión.

A pesar de su dura vida y los conflictos familiares que ha debido sortear, Leighton ha logrado la estabilidad que tantó necesitó al crecer. Hoy está felizmente casada, tiene un hijo, una casa que pudo costearse gracias a su trabajo y una carrera que sigue dándole frutos.

¿Quién se hubiera imaginado lo difícil que fue la vida para quien interpretara a la consentida de Blair Waldorf?

Puede interesarte