Por Ghalia Naim
11 Abril, 2017

NO estás en el patio de tu casa, recuerda…

Los humanos somos seres sociables y generalmente no tenemos problemas para comunicarnos con nuestro círculo. No obstante, existen ciertas reglas no escritas que debemos aplicar según el grupo. Interactuar con los compañeros del trabajo no es lo mismo que salir de fiesta con nuestros mejores amigos, y si no queremos pasar por unos verdaderos desubicados, es importante comportarnos como corresponde. Pero, ¿cómo es exactamente eso?

Bueno, la revista Forbes analizó el drama que hay en torno a las relaciones en el trabajo y recopiló 10 terribles actitudes que por nada del mundo debemos tomar.

Éstas son:

1. Hablar demasiado alto por teléfono mientras caminas cerca de compañeros que están muy concentrados en su trabajo

Además de interrumpir, serás muy grosero al hablar tan alto.


2. Comer o beber de forma brusca frente a otros compañeros.

También aplica comer o beber cualquier cosa mientras estás en una conferencia, charla, reunión o cualquier actividad formal. Si de pronto hay café y galletas en la mesa, sé educado y sácalas de una, ¡y no te las comas todas!


3. Llegar al trabajo con mal aspecto

Sudar un poco en el Metro o derramar un poco de café en la ropa es algo que no puedes controlar, pero si eres de los que se transporta en bici y llega “mojado” a la oficina, estás muy mal. Nadie dice que ir al trabajo requiere vestirse como para el Oscar, pero una arregladita nunca está de más.


4. Discutir por teléfono y que todos se enteren

¡Terrible! Si tienes algo que conversar, hazlo afuera y donde nadie escuche los insultos que le propicias al personaje que está del otro lado de la línea.


5. Nada de belleza en el escritorio

Limarse las uñas o peinarse en la oficina está mal,  para eso está el baño. Por otro lado, también lo está esmaltarse las uñas; recuerda que el aroma es fuerte y puede haber gente alérgica.


6. Meterte en asuntos de otros compañeros

Puedes expresarte y comentar lo que piensas, pero  hablar “mal” de un colega con otro solo te traerá conflictos.


7. Llegar tarde a una reunión y pedir que te expliquen lo que te perdiste

Cuando se llega tarde hay que molestar lo menos posible, y si necesitas una breve explicación, puedes pedírsela discretamente al compañero a tu lado.


8. Evitar compañeros

Si invitas a un colega a almorzar mientras hay otro a su lado, quedarás como “el descortés de la oficina”. Si quieres estar sólo con tu amigo, coméntaselo en privado, de otro modo harás sentir mal al resto.


9. Hablar sobre política y religión

Nadie dice que no opines, pero recuerda no alargar el tema y mucho menos entrar en detalles. No todos pensarán necesariamente como tú, así que no obligues a los demás a escucharte sólo por cortesía.


10. Hablar sobre dinero

No le preguntes a tus compañeros sobre sus ingresos y gastos. Es muy incómodo.

¡Esperamos te sirvan los consejos!

Te puede interesar