Por Daniela Poblete
17 abril, 2019

La pobreza, el abandono de su padre, los rechazos del cine y hasta un tumor cerebral fueron algunas de las dificultades que tuvo que enfrentar antes de la fama.

Cuando estamos frente a la pantalla y vemos a nuestros actores favoritos, muchas veces fantaseamos con sus lujosas vidas e imaginamos que todo ha sido perfecto. Sin embargo, olvidamos que no todos han alcanzado la fama de forma sencilla.

Así al menos pasó con uno de nuestros héroes favoritos, que ganó su primera batalla con la vida hace algún tiempo, después de que el destino le jugara malas pasadas. Es así como el más noble de los Avengers, Mark Ruffalo, logró llegar a convertirse en uno de los actores más queridos.

markruffalo

El interprete de Hulk, nació en Wisconsin en una familia de clase media, sus madre era peluquera y su padre un pintor de casas. Si bien todo parecía normal en un comienzo, con el paso del tiempo las cosas se pusieron difícil, puesto que sufre de dislexia, lo que le provocó una depresión, pues pensaba que no era inteligente.

Sin embargo, las cosas mejorarían al ingresar a la secundaria, donde descubrió que como luchador tenía talento, por lo que le dieron una beca universitaria que no aceptó. Es que para Ruffalo la actuación era verdaderamente su pasión y no se cansaría de dar su mayor pelea hasta lograr su objetivo.

markruffalo

Al terminar la escuela se mudó a San Diego, pero lamentablemente su padre abandonó a su familia y su madre tuvo que trabajar muy duro por sacarlos adelante. Aunque Mark decidió mudarse a Los Ángeles junto a su hermano, para ir en búsqueda de oportunidades como actor.

En un comienzo todo estaba cuesta arriba, vivían en un departamento que estaba en una de las peores zonas de la ciudad y donde las drogas, los traficantes e incluso criminales eran pan de cada día.

markruffalo

Aunque lo peor estaría por venir, él comenzó a sentir ira, luego de acudir a más de 700 audiciones y fracasar, sintió que no podía contenerla. Estaba molesto todo el tiempo y jamás pensó que debería revivir esas emociones para conseguir el papel que cambiaría su vida.

Primero logró actuar en You Can Count On Me, en el año 2000, pero fue en aquel momento que se le informó que padecía un tumor cerebral. Si bien la operación salvó su vida, el actor quedó con una parálisis facial que hizo pensar que no podría regresar a Hollywood otra vez.

Sin embargo, la vida le dio otra oportunidad, volvió al cine y parecía que todo marchaba bien, pero en medio de su éxito enfrentó un duro golpe. Su hermano Scott, se quitó la vida producto de su adicción al juego de la ruleta rusa.

Mark estaba devastado, pero en aquel entonces recibió la propuesta de un proyecto llamado Avengers, se unió al equipo y comenzó a trabajar en Hulk. Todas esas caídas que le dio la vida fueron devueltas con esta interpretación que se ha vuelto su mayor alegría junto a su familia.

markruffalo

Además, es considerado por la prensa y por sus compañeros como una personas extremadamente buena, noble y muy amable. Incluso aprovecha su fama para apoyar diversas causas como defender a los niños, asociaciones de disléxicos o a las personas con cáncer.

markruffalo

Puede interesarte