Por Luis Aranguren
14 enero, 2022

Según investigadores de la Universidad de Cardiff, mostrar solo la mitad de la cara nos haría más bellos a los ojos de otras personas.

Desde el comienzo de la pandemia, una de los objetos que se han hecho más populares para nuestra protección personal ha sido la mascarilla. Esto con el fin de evitar que el virus entre por las vías respiratorias, siendo una barrera más en la lucha contra esta pandemia.

Pero al parecer, esa no es su única utilidad y es que podrían hacer que nos viéramos más atractivos al momento de buscar pareja o conocer personas.

Getty Images

Esto según investigadores de la Universidad de Cardiff, quienes descubrieron que hombres y mujeres “se veían mejor con cubrebocas”. El estudio liderado por el Dr. Michael Lewis, quien está en el departamento de psicología de esta casa de estudio y es considerado un experto en rostros, dijo que en el pasado era todo lo contrario.

Antes estas se relacionaban con enfermedades o padecimientos, pero el concepto con respecto a las mascarillas cambió y ahora se observa a personas que cuidan de sí mismos.

Getty Images

“Nuestro estudio sugiere que los rostros se consideran más atractivos cuando están cubiertos por mascarillas médicas. Esto puede deberse a que estamos acostumbrados a que los trabajadores de la salud usen máscaras azules y ahora las asociamos con personas en profesiones asistenciales o médicas. En un momento en que nos sentimos vulnerables, puede que nos tranquilice el uso de mascarillas médicas y, por lo tanto, nos sintamos más positivos hacia el usuario”.

–Dr. Michael Lewis sobre su estudio de las mascarillas en La Universidad de Cardiff

La primera parte de la investigación se llevó a cabo en febrero de 2021, en Reino Unido cuando la población ya estaba acostumbrada a usar mascarillas. Para comenzar 43 mujeres calificaban el atractivo de rostros masculinos con promedios del 1 al 10, algunos con mascarillas y otros sin nada.

Getty Images

En este momento, los que usaban las mascarillas eran encontrados más atractivos que los que no, aunque también vieron que quienes usaban mascarillas azules eran percibidos aún mejor.

“Los resultados van en contra de la investigación previa a la pandemia en la que se pensaba que las máscaras hacían que la gente pensara en la enfermedad y que se debía evitar a la persona”, dijo Lewis. Según él se debe a la percepción humana en base a la necesidad, pues en esta ocasión no se usan porque están enfermos, sino para evitar enfermarse.

Getty Images

Así que ya saben, hombres y mujeres, lleven sus mascarillas por protección y belleza.

Puede interesarte