Por Camila Cáceres
20 abril, 2017

 “No hay anillo, no hay invitación”.

Phillips “Pippa” Middleton saltó forzosamente a la fama cuando llevó la cola del vestido de boda de su hermana, la Duquesa de Cambridge. Desde entonces ha tratado de mantenerse alejada de los medios, sin mucho éxito. Su propio matrimonio ha vuelto a poner el foco sobre ella y su lista de invitados no tardó en ser filtrada al público. La controversia consecuente no fue totalmente inesperada.

PA Press Association

De acuerdo a una lista conseguida por The Sun, Pippa y su futuro esposo, James Matthews, invitaron casi 350 personas, entre las que no están incluidas Vogue Williams, la novia de tres meses del hermano de Matthews, ni Meghan Markle.

Esto lo explicaron fuentes a diferentes medios, diciendo que en un esfuerzo de tener una ceremonia más “íntima”, Pippa y James sólo habrían invitado a parejas comprometidas: “No hay anillo, no hay invitación”.

Sin embargo, la revista Hello! confirmó hace poco que la novia del Príncipe Harry habría pedido vacaciones entre el 15 y el 22 de mayo para atender a la boda.

¿Qué pasa entonces?

Mega

Finalmente, a través de la revista People se confirmó que tanto Meghan como Vogue están invitadas a la fiesta, pero no a la ceremonia en la Iglesia de San Marco, y que siempre se planeó así.

La primera lista se habría hecho entre septiembre y octubre del año pasado, cuando la relación entre Harry y la actriz de Suits aún no era pública.

También confirmaron que los pequeños príncipes, George y Charlotte, tendrán posiciones de honor en la ceremonia. George, de tan solo tres años, será el paje, y Charlotte, de dos, llevará las flores y será la “dama de honor” para que Kate pueda pasar un poco más desapercibida.

PA Press Association

¿Te gustaría ser uno de los invitados?

Te puede interesar