Por Antonio Rosselot
30 julio, 2020

La Primera Dama de EE.UU edita todas sus publicaciones con estos filtros, que quedaron en el olvido hace casi 7 años. «Parecen remojadas en té», dicen algunos.

Digan lo que se les dé la gana sobre Melania Trump, pero es innegable que tiene una de las presencias más tolerables de la familia Trump en las redes sociales.

La primera dama de EE.UU no descarga su rabia en Twitter ni comparte memes ridículos como su marido Donald o su hijastro Eric, y cuando recurre a las redes, lo hace con mucha cautela y siempre procurando quedar bien parada con sus mensajes.

Melania no es una mujer de conectarse mucho a las redes, pero cuando lo hace, se puede notar una pequeña característica que aplica frenéticamente a todas sus fotos: los filtros.

Y no son esos clásicos filtros para subir un poquito el brillo o la definición a las imágenes, sino que esos que adornaron nuestros primeros años en Instagram, los que hacían ver las fotos como si estuvieran remojadas en una taza de té o sacadas directamente de un álbum de fotos de los años 50.

Melania Trump Instagram

Estamos en 2020, y la primera dama de los EE.UU usa estos filtros que quedaron rezagados y pasados de moda hace por lo menos unos siete años. A ver, ella puede hacer lo que quiera con sus fotos, pero ver imágenes que podrían ser de nuestra adolescencia tomadas por una mujer de 49 años en la Casa Blanca es algo bastante particular.

Melania Trump Instagram

Si entramos en la cuenta de Twitter de Melania, por ejemplo, podemos ver que todas las fotos que ha subido tienen los famosos filtros de color. Incluso su foto de portada en dicha red tiene un filtro…

Twitter

En los últimos tres años, Melania ha usado las redes desde su cuenta oficial de primera dama (@FLOTUS) y en varias oportunidades ha mostrado fotos evidentemente retocadas y con colores que no se ven reales, pero que acentúan los tonos y le dan más dramatismo.

No sabemos qué herramientas usa Melania para retocar sus fotos. Si lo hace directamente en Twitter, quizá se decanta por el filtro «Halki»; en caso de usar su iPhone, podría ser el filtro «Silvertone»; y si fuese en Instagram, tiene miles de opciones para elegir.

View this post on Instagram

@POTUS & @FLOTUS #UNGA2019

A post shared by First Lady Melania Trump (@flotus) on

Es muy raro que la primera dama opte por editar ella sus fotografías, y aún más de esa manera. Con la cantidad de recursos y herramientas que tiene a su alcance, es interesante que no descanse en los fotógrafos oficiales de la Casa Blanca para sus imágenes.

Melania Trump Instagram

Quizás para la próxima, Melania podría apostar por un retoque más natural, que le dé realidad a la imagen. Pero si quiere poner 10 filtros en la misma foto, que lo haga: es la primera dama de EE.UU y puede hacer lo que se le dé la gana.

Puede interesarte