Por Camilo Fernández
27 julio, 2018

“Me está poniendo una presión bárbara para que le devuelva esas cosas…”.

El rey emérito de España no se queda atrás en las polémicas de la casa española. Entre rumores de separación entre Letizia y Felipe VI, Juan Carlos vive su propia turbulencia desde hace un tiempo y que ahora reflotan por su supuesta amante, la princesa alemana Corinna Zu Sayn-Wittgenstein. 

Ella siempre ha sido considerada como la “amiga personal” e “íntima” del antiguo rey y, según el nuevo escándalo, se le agrega otro título a su relación.

El Español

Se filtraron supuestas grabaciones de ella, en la que asegura que Juan Carlos la utilizó como ocultar patrimonio, entre otro delitos fiscales.

La relación complicada con ella se dio pública cuando el rey, en ese entonces, fue a cazar animales en 2012 a Bostwana. Todo mientras España estaba en plena crisis económica.

El Mundo

Esta caza era organizaba, adivinen por quién, Corinna Zu Sayn-Wittgenstein. En el viaje, el rey se quebró la cadera y tuvo que ser llevado de urgencia a Madrid para ser operado.

La aristócrata ya había estado en la polémica por el “Caso Nóos” al ser ligada por correos electrónicos al yerno del rey, Iñaki Urdagarin, que ahora esta en la cárcel por fraude fiscal.

El Español

En 2013, en una publicación del diario El Mundo, afirmó no tener nada que ver con aquellos negocios, pero también deslizó haber hecho gestiones “delicadas” en favor de España. 

Me está poniendo una presión bárbara para que le devuelva esas cosas, pero si lo hago vulnero la ley y puedo ir a la cárcel”, se escucha en la grabación.

Diario El Sur

“Somos buenos amigos. Algunas personas no entienden que hay cosas que suceden y acaban en un momento dado. Pero la amistad no acaba”, decía ese mismo año en Vanity Fair, además de negar negocios con el rey o cualquier cosa similar.

Ahora es acusada de haber ocultado patrimonio en favor del Juan Carlos e indica que Felipe también tendría cuentas en Suiza. 

AP

Todo lo turbio nace del policía jubilado José Manuel Villarejo, a quien señalan como el responsable de grabar los audios. Ahora él se encuentra en prisión preventiva por organización criminal. Su trabajo consistía ofrecerse de “agente encubierto” para buscar información de gente poderosa.

En 2015, él se habría reunido con ella en Londres con un micrófono espía de donde sacó la información.

La Fiscalía Anticorrupción utilizará las grabaciones entre el ex policía y Corinna para ver si el emérito rey pudo incurrir en delitos sin estar protegido de su inviolabilidad (protección judicial por ser monarca). Según informa El Español, esto sería por cohecho internacional y blanqueo de capitales.

Puede interesarte