Por Diego Cid
27 noviembre, 2017

A veces pienso que la realeza está un poco enloquecida con sus protocolos…

Estamos bastante acostumbrados a que cada vez que hay una boda, deben respetarse ciertas tradiciones, ya sean de carácter cultural o religioso. Aunque hay muchos rituales bastante extraños alrededor del mundo, cabe destacar que los de la realeza son un poco… particulares. Eso bien lo sabrá el Príncipe Harry, que tendrá que cumplir una que otra tarea para cuando se case con Meghan Markle.

Porque claro, ahora que son definitivamente un ítem comprometido para llegar al altar, tendremos que estar atentos a lo que la Corona espera hacer para esta fecha.

Todos sabemos que cuando se trata de un matrimonio de la realeza las cosas no son tan a la ligera y la producción abunda, junto con este protocolo.

1. El traje del novio

En vez de usar un traje como los demás, están obligados a usar uniforme militar.

UK Press
AP

2. Distribución de asientos

Lo que para muchos puede resultar bastante complicado, para ellos es más fácil: no deben elegir los asientos de la mitad de los invitados, pues todos los miembros de la realeza se sientan en el lado derecho de la iglesia.


3. El Pastel

Como mínimo, la realeza debe disponer de dos grandísimos pasteles para esta ocasión, como uno de los pasteles de chocolate del Príncipe William y la Duquesa Kate.

Hulton Royals Collection

4. El anillo

La costumbre indica que los hombres de la aristocracia no usan anillo, como en el caso del Príncipe Philip y William. Sí se pueden usar argollas con significados similares, como lo hizo el Príncipe Carlos al contraer matrimonio con Diana y el cual conservó tras su muerte hasta 2005.

Hulton Royals Collection

No sé ustedes, pero a pesar de que algunas costumbres son tediosas, me quedé pegado en el doble pastel. DOBLE PASTEL. Así cualquier boda es genial.

Puede interesarte