Por Catalina Maldonado
10 septiembre, 2020

Un documento filtrado pone en evidencia las altas demandas que la ex realeza hace ahora por asistir a una charla. Además del dinero, piden pagos por adelantado y elegir a los oradores que compartirán con ellos. ¿No será mucho?

Todo ha sido bastante intenso para el matrimonio compuesto por Meghan Markle y el príncipe Harry este último tiempo. Luego de su importante decisión de dejar la corona británica y mudarse a Estados Unidos, ambos junto a su hijo Archie y sus perros han comenzado una nueva vida. Y en esa nueva vida, claro que comienzan nuevos proyectos que los involucran como importantes figuras públicas.

En ese sentido, siempre han sido llamados por diversas empresas y marcas para dar charlas o asistir a eventos ya que sus rostros son fuerza para impulsar muchas campañas pero lejos de hacer las cosas por caridad, un documento filtrado ha revelado las pretenciosas exigencias que los ex duques de Sussex piden para ser parte de algún encuentro. 

AP

A pesar de que muchos creemos que la pandemia por coronavirus podría frenar las charlas que por lo general realizan Meghan y Harry, ellos se han encargado de poder llevarlas a cabo de manera virtual y con los mismos requisitos que piden en una situación normal.

Según declaró el diario Daily Telegraph – quien tuvo acceso a información clasificada – los interesados en agendar un evento con la pareja reciben un documento de cuatro páginas de la agencia Harry Walker Agency donde se les advierte que pueden cobrar hasta US$1 millón y que el pago debe hacerse por adelantado. 

Getty Images

Por otro lado, el mismo documento que da cuenta de las exigencias de Harry y Meghan al momento de participar en cualquier evento, reveló que la lista de patrocinadores del evento debe ser enviada a ellos con anticipación para su revisión y cuestionan al evento si se llegara a caer alguno de los patrocinios.

Además, los duques eligen personalmente tanto a la persona que los presentará en el evento como también al moderador de la conversación durante su charla. El organizador de aquel evento debe aceptar que esa decisión sea estrictamente elegida por la pareja si desea que ellos participen.

Por otro lado, y con esto de la pandemia que obliga a los eventos hacerse de forma online, los organizadores deben llenar un formulario donde especifiquen que contarán con buena calidad de internet y que planteen un plan de emergencia en caso de que existan problemas de conexión. 

Custom

Sin duda, los eventos y charlas a las que asisten Harry y Meghan Markle son esenciales para su nueva vida alejada de la corona británica y todos los beneficios que antes tenían, pero ¿no serán muchas las exigencias para una sola charla?

Puede interesarte