Por Daniela Morano
25 octubre, 2018

“¿Reconocen a este hombre? Queremos hablar con él en relación a un robo”, publicó la policía de Blackpool. David Schwimmer se apuró en defenderse, o algo así.

Estando aburrida a veces he pensado en qué pasaría si me viese involucrada en un crimen, si me culparan de cometer un asesinato o un robo del que no tengo memoria, que el motivo por el que no recuerdo es que jamás estuve presente y el culpable era alguien idéntica a mí o -en el peor de los casos- mi gemela mala. 

Si alguna vez vieron la serie Friends recordarán que Phoebe tenía de hecho una gemela malvada, Ursula. Pero esta vez no fue Phoebe quien tuvo problemas con la justicia, sino que Ross, más específicamente el actor David Schwimmer. 

El día de ayer en Blackpool, Inglaterra, la policía publicó una foto de un ladrón de dentro de un restaurant el pasado 20 de septiembre. “¿Reconocen a este hombre? Queremos hablar con él en relación a un robo”.

Todo normal hasta que alguien comparó al ladrón con Schwimmer. Y no podemos negar el parecido.

“Ese es Ross Geller, señores”.

Claro que la foto se hizo viral e inesperadamente llegó hasta Schwimmer, quien bromeó en su cuenta de Twitter:

“Oficiales, les juro que no fui yo. Como verán, estaba en Nueva York. A los trabajadores oficiales de la policía de Blackpool, suerte con la investigación. #yonofui”.

Al menos como es famoso sabemos que realmente no fue él. Para una persona común y corriente habría sido un poco más complejo ¿no creen? Quizás hasta ya estaríamos en prisión, preguntándonos qué hicimos para merecer esto. O si un six pack valía tanto.

Esperemos por el bien de Schwimmer que no visite Blackpool pronto. No mientras ese ladrón de cervezas ande suelto.

Puede interesarte