Por Kat Gallardo
2 noviembre, 2017

Definitivamente adiós a The Weeknd.

Ya les dije que soy Jelenator por siempre, así que no puedo dejar de estar en estado de euforia con estas últimas noticias entre Justin y Selena. No sabemos si es “oficial”, pero ella se ve feliz y él se ve feliz, es lo único que importa en estos momentos así que a quien no le gusta, dejen sus malas vibras de lado.

A post shared by Justin Bieber (@justinbieber) on

El punto que nos tiene de los nervios es si acaso están “de amigos” o realmente retomaron el noviazgo con locura. Luego de ver las últimas imágenes podemos inferir un par de cosas, pero la seguridad de un buen comunicado o una foto en Instagram (o en la historia por último), nunca está de más.

Ahora bien… no vamos a ser ingenuos acá. Justin está entrando y saliendo de la casa de Selena como si nada y no sé ustedes, pero eso es terreno peligroso entre ex novios.

Aunque las intenciones sean buenas, sigue siendo un ex con el que aceptas quedar de amiga porque hay cariño y ES JUSTIN BIEBER. Supongam0s que se queda en tu casa como amigo y de pronto lo ves saliendo de la ducha así torso desnudo, con esos músculos marcados y tatuajes.

A post shared by Justin Bieber (@justinbieber) on

O sea, Selena no es de fierro, supongo, así que vamos a los hechos. En estas imágenes podemos ver a Justin Bieber abandonando la casa de Selena.

Instar

Esta es una imagen del día anterior.

TMZ

Si son rápidas, verán que es la misma ropa. Es decir, estos dos tuvieron su encuentro público, luego Justin la dejó en su casa y no se fue hasta el otro día.

Tal vez no fue nada planeado entonces no llevó nada de ropa y tuvo que salir con lo que andaba.

Splash

Pero, ¿DÓNDE DURMIÓ JUSTIN? ¿DÓNDE DURMIÓ SELENA? Lo dejamos para la imaginación.

https://twitter.com/_lhrdk/status/925115475830468608

Aunque, aquí una buena amiga nos da una mano y se imagina lo mismo que nosotras:

Comparto todos sus deseos. De verdad espero que se casen y tengan hijos hermosos porque imaginen cómo serían los hijos entre ambos. Hermosos, ¿cierto?

No te lo pierdas