Por Francisca García
28 julio, 2017

¿Listo para ser un genio?

Incluso para los que les gusta ir a clases, estudiar puede llegar a ser la peor parte de ser estudiante. Ya sea porque nos estresa, porque no sabemos cómo hacerlo, o simplemente porque nos aburre sobremanera, estudiar para un examen puede convertirse en el momento más desagradable de la semana. 

¡Pero no desesperen! La universidad de Harvard ha producido un libro llamado “Haz que se pegue: la ciencia del aprendizaje exitoso”, donde muchos expertos se juntaron para encontrar las mejores formas de estudiar. Aquí les dejamos un resumen de los resultados:

1. Escribe todo a mano.

La tecnología es increíble, nadie puede discutir eso. Pero al momento de estudiar (no de buscar información), escribir en el computador no es la solución. ¡Escribir a mano sí! Te ayuda a concentrarte más en el contenido, a elegir bien las palabras, y estudiar bien en vez de en ‘modo automático’.

A little more #handwritingpractice #funtainpen #fountainpen #fpgeeks #pennerd #handwriting

A post shared by Aaron Porter (@aarontporterwrites) on


2. Alterna las materias que debes estudiar.

Especialmente para las semanas de exámenes finales, los estudiantes deben ser eficientes con su tiempo para alcanzar a estudiar todas sus materias. Sería lógico pensar que la mejor forma de abarcarlo todo es estudiante una sola materia, y luego la otra. Pero en realidad, es mejor alternar materias, especialmente si son muy distintas, porque así el cerebro no se aburre y somos capaces de concentrarnos mejor.


3. Tómate descansos entre momentos de estudio.

Eso de pasarse siete horas de corrido leyendo y tomando café ya es cosa del pasado. Harvard comprobó que somos incapaces de mantener la concentración y retener información en periodos tan prolongados. En vez, es mejor levantarse cada cierto tiempo y caminar, comer, o hacer cualquier otra cosa para mantener el cerebro fresco y activo.


4. No releas, lee bien.

Otro mal hábito es el pensar que debemos leer la materia varias veces para memorizarlo todo. Pero en realidad, si nos dedicamos a leer con intención y a entender lo que estamos leyendo, es probable que no tengamos que releer nada y ahorremos mucho más tiempo a la larga.

"


5. Come y duerme cuando se debe.

Lo que más destaca del estudio es que pasar la noche en vela estudiando no sirve, y no sólo eso, sino que es perjudicial para el estudio. El sueño es lo que nos permite procesar y guardar la información, y si no cumplimos con las horas necesarias… Nos irá muy mal. Comer saludable y a las horas correctas también aporta, ya que el cuerpo necesita la energía para poder seguir estudiando.


¿Qué les parecen estos consejos? En mi opinión, si a alguien hay que hacerles caso en estas cosas es a las personas en Harvard. Así que pónganse a estudiar, usen todos los métodos que les alivianen la carga, y esperemos que estas instrucciones les sirvan para salir confiados de su próximo examen.

Puede interesarte