Por Teresa Donoso
27 noviembre, 2015

“Las personas más felices no siempre tienen lo mejor de todo. Sólo sacan lo mejor de todo lo que encuentran en su camino”.

La madre Teresa de Calcuta fue la fundadora de la Congregación de las Misioneras de la Caridad en Calcuta. Fundó esta organización durante 1950 y se dedicó durante casi 45 años de su vida a ayudar a los más necesitados con una felicidad y un optimismo impresionantes. Luego de pasar a mejor vida a la edad de 87 años, esta increíble mujer fue beatificada por el papa Juan Pablo II debido a su importante y conmovedor trabajo.

Estos son algunos de los pensamientos e ideas que la madre Teresa nos dejó y que prueban que su presencia sigue con nosotros, en esta Tierra, para recordarnos que siempre debemos dar más. Está más que claro que seguir sus consejos nos beneficiaría a todos a crear un mundo más pacífico y con menos violencia.

1.

“A veces sentimos que lo que hacemos es tan solo una gota en el mar, pero el mar sería menos si le faltara una gota”.

2.

“Hay una cosa muy bonita: compartir la alegría de amar. Amarnos los unos a los otros. Amar hasta el dolor”.

3.

“La vida es un juego; participa en él. La vida es demasiado preciosa; no la destruyas”.

4.

“Preferiría cometer errores con gentileza y compasión antes que obrar milagros con descortesía y dureza”.

5.

“Lo importante no es lo que uno hace, sino cómo lo hace, cuánto amor, sinceridad y fe ponemos en lo que realizamos”.

6.

“Las personas más felices no siempre tienen lo mejor de todo. Sólo sacan lo mejor de todo lo que encuentran en su camino”.

7.

“Cuando la puerta de la felicidad se cierra, otra puerta se abre, pero algunas veces miramos tanto tiempo aquella puerta que se cerró que no vemos la que se ha abierto frente a  nosotros”.

8.

“Es cierto que no sabemos lo que tenemos hasta que lo perdemos, pero también es cierto que no sabemos lo que nos hemos estado perdiendo hasta que lo encontramos”.

9.

“La revolución del amor comienza con una sonrisa. Sonríe cinco veces al día a quien en realidad no quisieras sonreír. Debes hacerlo por la paz”.

10.

“Espero que tengas suficiente felicidad para hacerte dulce, suficientes pruebas para hacerte fuerte, suficiente dolor para mantenerte humano y suficiente esperanza para ser feliz”.

¿Qué te parecen? En lo personal creo que anotaré varias de estas frases en algún lugar donde pueda verlas constantemente. Siento que es una buena forma de recordarme a esforzarme más y a ser mejor persona.

Puede interesarte