Por Felipe Hernández
22 febrero, 2016

CUANDO TE QUEMAS CON EL *@#%&$! ALISADOR DE PELO

Si eres mujer, sabes que pasas por muchas situaciones que quizás no son la gran cosa, pero para ti representan UNA TRAGEDIA. Porque todo tu esfuerzo, dedicación y tranquilidad se esfuman en un segundo… Y no tienes cómo evitarlo. Esos momentos te han sacado más de alguna palabrota, pero siempre recuerda: Si el momento amerita una grosería, entonces está permitida. No por eso dejarás de ser toda la dama que realmente eres.

1. Cuando tus medias se rompen justo al medio y donde tu ropa no las cubre y no tienes otro par que ponerte


2. Cuando tus brochas de maquillaje se mojan y estás recién en medio del proceso


3. Cuando estás alisando tu pelo y te pasas a llevar una de tus orejas con el calor de los mil infiernos


4. Cuando te desamarras el cabello y estaba tan apretado que en el camino te quedas calva


5. Cuando decides dejarte crecer las uñas pero una se rompe y al tratar de arreglarla terminas perdiéndola por completo


6. Cuando estás teniendo cuidado por no cortarte mientras te depilas pero te cortas de todas formas


7. Cuando calculas que tu esmalte de uñas ya se secó pero al revisarlo te das cuenta QUE NO y termina todo estropeado


8. Cuando estás en la calle y no tienes cómo hacer que los zapatos dejen de herir tus pies


9. Cuando estás cepillando tu pelo y de repente descubres que había un nido viviendo en tu cabeza que ahora es imposible desenredar


10. Cuando vas caminando y te sientes fabulosa pero tu pie se desliza dentro del zapato y sabes que vas a romperte el tobillo


11. Cuando terminas de hacerte el delineado de ojos perfecto y el más mínimo roce de tu mano lo arruina por completo


12. Cuando te aplicas autobronceante y piensas que lo hiciste perfecto pero al otro día descubres que estás llena de manchas


13. Cuando piensas que la temperatura de la cera depilatoria está perfecta para tu piel y terminas quemándote hasta los huesos


14. Cuando te sacas la ropa con toda seguridad hasta que tus aros se enganchan en ella y te sacan las orejas


15. Cuando te levantas rápidamente de la silla y sientes que la piel de tus piernas acaba de separarse de tu cuerpo


16. Cuando acabas de depilarte y sales muy confiada a la calle para darte cuenta que te faltó una zona


17.  Cuando estás arreglando tus cosas para irte de vacaciones el día siguiente y de pronto… Tu periodo se hace presente


18. Cuando llegas a tu casa y descubres que tuviste un grano del porte de tu cara durante todo el día


19. Y cuando tu periodo decide hacerte la visita más inoportuna del mundo y llega gritando “ASÍ ES, VINE TRES DÍAS ANTES”

Puede interesarte