Por Andrea Araya Moya
23 marzo, 2016

Quítate la ropa y sé feliz.

Estar desnudo, además de ser cómodo, tiene una serie de beneficios para tu organismo y salud que probablemente has estado ignorando todo este tiempo, pues prefieres usar ropa, incluso cuando estás solo en casa o cuando duermes. Sí, sabemos que la ropa es un accesorio que te ayuda a mostrar tu identidad. Sin embargo, ¿para qué usarla en casa? Deberías elegir estar desnudo siempre, y aquí te decimos por qué.

1. Te sentirás más confiado y sexy

Estar desnudo hará que conozcas mejor tu cuerpo y, al mismo tiempo, que aceptes tus imperfecciones y dejes de preocuparte y acomplejarte por ellas, lo cual provocará que sientas mucha más confianza en ti mismo e, incluso, te sentirás mucho más sexy.


2. Dormir desnudo te ayuda a descansar mejor

Dormir con ropa puede ser cómodo, pero, sinceramente, dormir desnudo es mucho mejor. Sientes directamente la suavidad de tus sábanas. Dejas que tu zona íntima se ventile correctamente y evitas infecciones. Además, mejora tu circulación y te ayuda a descansar de mejor manera. Pero, ojo, esos no son los únicos beneficios de dormir desnudo.


3. Conocerás mejor tu cuerpo

Estar desnudo te permite conectarte contigo mismo de mejor manera. Deja de lado tus inseguridades y te permite conocer mejor cada parte de tu cuerpo, de modo que sepas quién eres y en qué cuerpo estás. Todo eso, además, te ayuda a adquirir mayor confianza y saber qué parte de ti es la que te gusta más. Con ropa es imposible.


4. Te hace sentir liberado

Andar desnudo en casa, primero, te hará estar más cómodo. No tendrás que lidiar con la presión de esos pantalones ajustados, ni con la incomodidad de tu ropa después de haberla usado todo el día. Además, quitarte la ropa puede, incluso, liberarte de todo el estrés del día, del calor en el ambiente y de algunas inseguridades. Estar desnudo hace que te sientas más cómodo y más liberado, porque te ves tal como eres.


5. Te proteges de las infecciones

Y más que la ropa. Claro, es muy probable que creas que la ropa puede protegerte de las infecciones, pues estás acostumbrado a que te digan que es una barrera contra los virus o infecciones. Y sí, puede ser cierto. Sin embargo, algunas de las infecciones más populares se deben a adivina qué: usar ropa.

De acuerdo a un estudio de la Universidad de Reading, hay parásitos que pueden llegar a nuestro organismo mediante la ropa como suéteres o, incluso, ropa interior, que, con el uso frecuente puede provocar infertilidad en los hombres al aumentar la temperatura en la que viven los espermatozoides y, en el caso de las mujeres, puede causar infecciones urinarias. Sobre todo esas prendas ajustadas, las que, además, pueden provocar problemas circulatorios.


6. Mejora tu actividad cerebral

Estar desnudo te relaja, te conecta con el espacio en el que estás inmerso y, además, mejora el funcionamiento de tu cerebro. Si no me crees, míralo así: cuando estás descalzo te sientes mucho mejor y hasta más tranquilo. ¿Por qué? Simple, estar descalzo mejora la actividad cerebral porque sentir tu piel en contacto con el suelo (u otras cosas) provoca que tu cerebro tenga conexiones neuronales más eficientes.

Cubrirte y ponerte ropa sólo provoca que tengas más inseguridad y no te aceptes tal como eres. Te escondes, incluso si estás en casa. Si estás solo y nadie te está viendo, no hay por qué usar ropa, ¿no? Deja de lado los miedos, las inseguridades y acepta tu cuerpo tal como es. Mírate desnudo por un momento y entenderás por qué.

Puede interesarte