Por Constanza Suárez
5 agosto, 2020

Larry Kayler Myres, de 65 años, recibió la inesperada sorpresa y sollozó con el certificado de nacimiento de la pequeña.

Larry Kayler Myers, de 65 años, ingresó a la habitación del hospital en Tulsa, Oklahoma, con su cámara en la mano listo para fotografiar a su nueva nieta Samantha Williams.

Pero cuando le entregaron el certificado de nacimiento de Lincoln Kayler Williams, comienza a sollozar sin control mientras las enfermeras miran el momento conmovedor. Samantha y su esposo Thomas sorprendieron a Larry con la noticia de que el último miembro de la familia lleva su nombre.

T&T Creative Media
T&T Creative Media

Cuando las lágrimas comienzan a fluir, Thomas abraza a Larry para consolarlo, mientras la pareja se para frente a la cuna. Kayler era el nombre del padre de Larry, y luego se lo transmitió en forma de segundo nombre.

Una enfermera pregunta si el nuevo bisabuelo está bien mientras continúa llorando, mientras su hija responde: “le dimos su nombre”.

T&T Creative Media

Samantha quería que el gesto fuera una sorpresa, e incluso bromea que lo había planeado desde el principio. “Por cierto, te mentí desde el principio, porque eso es lo que sabíamos que íbamos a hacer”, dijo la mujer.

Larry dice: “El nombre de mi papá. Gracias, antes de que él se quede mirando a su nuevo nieto, secándose las lágrimas de alegría”.

T&T Creative Media
T&T Creative Media

El momento tuvo lugar el 21 de mayo de 2018, en el Hospital St. Francis, pero no fue hasta hace poco que Samantha compartió el video en su canal TikTok con una cálida respuesta.

T&T Creative Media

Lincoln también fue visto como un “bebé milagroso” para su familia, ya que era un bebé de fertilidad, después de que la pareja había tratado de tener un hijo durante seis años.

Hermoso.

Puede interesarte