Por Moisés Valenzuela
29 noviembre, 2018

Ella sólo obedecía.

No nos pondremos apocalípticos, pero esto podría ser perfectamente un capítulo de Black Mirror: el GPS que controló a una mujer y la llevó a las vías del tren.

Bueno, no. No es para tanto, pero sí es una situación digna de destacar. Sobre todo porque es completamente real.

Pixabay

En la ciudad de Duquesne, en Pensilvania, Estados Unidos, la policía perseguía a una mujer para detenerla y saber por qué rayos estaba conduciendo por la línea férrea.

Tras un tiempo de seguirla y lograr que se detuviera, lo primero que le preguntaron era si tenía idea de qué rayos estaba haciendo, porque, además de arriesgar su vida, podía causar un accidente de proporciones.

Pixabay

La respuesta de la mujer fue, por lo menos, insólita: ella sólo obedeció al GPS. Ingresó su destino y su teléfono le marcó la ruta nada más ni nada menos que sobre la línea del tren.

Sólo seguía instrucciones. 

Duquesne Police Department

Según el informe policial, la mujer estaba completamente sobria ni tenía alguna otra razón para hacer lo que hacía. Así, sólo procedieron a retener su vehículo y a entregarle una citación judicial por manejo descuidado.

Y aunque esta es la versión policial, nosotros tenemos otra teoría: las máquinas, de a poco, están utilizando sus herramientas para terminar con nosotros. De no ser por los oficiales, esta mujer habría sido llevada quizás a qué lugar por su malévolo GPS. Mañana podrías ser tú.

O bueno, también es cierto que estamos viendo muchas series y películas. Tal vez, realmente sólo fue manejo descuidado.

Quién sabe.

Pixabay

 

Puede interesarte