Por Luis Lizama
20 marzo, 2020

Un activista sordo interpuso un recurso de amparo contra las autoridades locales y federales.

El lenguaje de señas es utilizado por muchas personas en el mundo, quienes padecen sordera o complicaciones para comunicarse. En momentos de crisis, como la provocada actualmente por el coronavirus, es muy importante procurar llegar a todas las personas, lo que muchas veces no se cumple.

Por este motivo es que en México están obligando a autoridades locales y federales a emitir campañas del Covid-19 en lenguaje de señas. No es un privilegio, es un derecho.

Erik Arellano es un activista sordo que, a nombre propio y también de la Coalición de personas sordas de la Ciudad de México (CoPeSor), interpuso un recurso de amparo para que autoridades mexicanas utilicen inmediatamente la Lengua de Señas Mexicana (LSM), en las comunicaciones oficiales.

Es una excelente noticia para la comunidad sorda, que durante mucho tiempo ha vivido en las sombras, sin ser tomados en cuenta. 

Junto a esta buena noticia, las autoridades correspondientes deberán informar lo más próximo posible qué centros de salud del Estado Mexicano cuentan con servicios en Lengua de Señas Mexicanas.

Facebook Erik Arellano

Toda esta ordenanza estará supervisada y será castigada con multas de hasta 100 veces la Unidad de Medida.

«Reclamamos que estábamos en peligro de privación de vida de una comunidad muy amplia y no sólo de la persona quejosa, Erick, como parte de la CoPeSor. Recordando que el juzgado tenía en sus manos la vida de la comunidad sorda y además, esto implica la eficacia de todas las medidas que están tomando pensando en personas sordas y oyentes».

Señaló Cecilia Guillén, abogada y activista por la discapacidad.

Shutterstock

Ya es hora de escuchar a las comunidades que por años han reclamado, no sus privilegios, sino sus derechos, sobre todo en una crisis sanitaria como la del Covid-19.

Puede interesarte