Por Mariana Meza
20 abril, 2021

La polémica se desató luego de la propuesta de un legislador demócrata en Alabama, EE.UU., para poner fin a la ley instaurada en 1993 que prohíbe que los niños tomen clases de yoga en las escuelas públicas. Según los conservadores cristianos, los transformaría al hinduismo.

Sí, suena insólito, pero es verdad. En el estado de Alabama, EE.UU., existe una ley que por 28 años, desde 1993 hasta la actualidad, ha prohibido la práctica del yoga en todas las escuelas públicas de esa parte del país. Sin embargo, la propuesta de un legislador demócrata busca revocarla, aunque no está siendo tan fácil como creyó porque un grupo cristiano conservador se opone a ponerle fin porque, según ellos, los niños se podrían convertir al hinduismo.

Foto referencial / Pixabay

Jeremy Gray es un legislador estatal que representa al estado de Alabama. Practica yoga hace 10 años, asiste a la iglesia y admite ser muy cristiano, según declaró a The Atlanta-Journal Constitution. Actualmente, se encuentra en una “batalla” contra un grupo de conservadores cristianos anti-yoga.

Según informa The Guardian, se cree que es la única prohibición estatal de ese tipo en Estados Unidos, una que se ha mantenido durante 28 años desde que se instauró en 1993.

Actualmente, Gray se está preparando para presentar el proyecto de ley al Senado de Alabama, el cual busca que los estudiantes puedan practicar yoga en sus clases de gimnasia. En marzo, fue aprobado por la Cámara de Representantes del estado y hace poco por el comité judicial del Senado, mientras se prepara para la discusión y la posterior votación.

Foto referencial / Pixabay

Pero no ha sido un camino fácil para Gray. Y es que durante el último tiempo se ha tenido que enfrentar a la oposición de los grupos cristianos que se aferran a la idea de que el yoga transformaría a los niños que lo practican al hinduismo.

“El yoga es una parte muy importante de la religión hindú, y si se aprueba este proyecto de ley, los instructores podrán entrar a las aulas desde el jardín de infancia y llevar a estos niños a través de imágenes guiadas, que es un ejercicio espiritual”, dijo Becky Gerritson, directora del Eagle Forum of Alabama, según consignó The Atlanta-Journal Constitution.

Por su parte, Gray dijo a The Guardian que “la promoción del argumento del hinduismo es el único tema de conversación que tienen estos grupos conservadores, y los hace parecer muy mal informados y mal educados sobre el tema”. Es más, confesó estar sorprendido por la diferencia de opinión entre los profesores que avalan su idea –quienes creen que serviría para combatir la ansiedad y la depresión–, versus quienes nunca han hecho yoga.

Foto referencial / Pixabay

“Para mí, no puedes estar bien versado en algo que nunca has experimentado. Tenemos personas que se oponen a un proyecto de ley que realmente no les afecta, pero esas personas en educación están 100% detrás de ella”, añadió Gray al periódico inglés.

El argumento del legislador demócrata toma aún más relevancia cuando se tiene en consideración lo que dicen algunas instituciones de ese país, como la agencia federal de salud pública o los Centros para el Control y la Prevención de Enfermedades (CDC), quienes recomiendan la práctica del yoga y la meditación en las escuelas porque puede reducir “esos sentimientos estresantes y aumentar su capacidad para recordar las cosas con mayor claridad”.

SDI Productions / Getty Images

Sin embargo, aunque parezca increíble, desde National Center for Law & Policy –una organización de abogados cristianos caracterizados por estar contra el aborto y el matrimonio homosexual– expresaron en un comunicado que no se puede separar esta practica del hinduismo, además de afirmar que “el yoga puede ser peligroso y causar lesiones, muerte por accidente cerebrovascular y episodios psicóticos”.

Por último, Nikunj Trivedi, presidente de la Coalición de Hindúes de América del Norte, le dijo a The Guardian esta ley no es más que una nueva forma de discriminar a los de 2,5 millones de hindúes que viven en Estados Unidos. “La mayoría de las personas no hacen yoga, lo que hacen son asanas o posturas. Hacer posturas no te hará hindú”, finalizó.

Y tú, ¿qué opinas sobre esta ley?

Puede interesarte