Por Cristofer García
6 febrero, 2020

Este joven hizo que un avión con dirección a Jamaica se devolviera a Toronto. Pero le saldrá caro, y lo pensará dos veces antes de otra broma.

No todas las bromas salen bien y menos cuando se trata de una situación tan delicada con la actual epidemia del coronavirus. Un pasajero en un vuelo de Toronto a Jamaica alertó a los autoridades del avión que había contraído la reciente nueva neumonía que ya ha costado la vida de más de 300 personas y que aún es incontrolable.

Los encargados del vuelo creyeron que realmente era una amenaza en materia de salud la de este pasajero y que era un riesgo continuar con el curso del avión, por lo cual se devolvieron a la ciudad canadiense. Sin embargo, se trata de una broma para nada graciosa de este pasajero.

@drgeraldfg

El avión del  vuelo 2702 regresó a su lugar de partida al evaluar la peligrosidad de contagio de este usuario que dijo haberse infectado del coronavirus en un viaje China. Pero este sujeto buscaba era grabar un video para hacerlo viral con al reacción de los demás pasajeros. Pero no le resultó bien a James Potok.

Este joven de 29 años, que se dedica a  grabar videos musicales y cuenta con más de 34.000 seguidores en la red social Instagram, creyó que esta era una ingeniosa idea para aumentar su popularidad.

@drgeraldfg

“Me puse de pie y dije: ‘¿Puedo llamar la atención de todos? Acabo de regresar de la provincia de Hunan”. Y eso fue todo”, relató Potok a Global News, medio que logró conversar con este bromista.

En un video publicado en la red social Twitter se aprecia cómo el personal del avión de inmediato le coloca mascarilla y guantes al joven, para evitar que contagie a las personas, al pensar que es un presunto infectado. En ese momento desalojan al pasajero.

Gerald Frank

“El vuelo de WestJet a Jamaica se dio la vuelta a mitad de camino cuando un hombre de 29 años anunció que tenía el coronavirus… Parece ser una broma … 250 pasajeros se quedaron en Toronto y otros en Montego Bay, Jamaica”, escribió el usuario Gerald Frank, en la descripción del video.

Sin embargo, no fue gracioso para las más de 240 personas que debieron ser retornadas a Canadá y perdieron todo un día de vuelo. Pero no se salió con la suya, porque Potok, al llegar de nuevo al país norteamericano tuvo que enfrentar las consecuencias judiciales de su broma pesada.

Global News

Al llegar al aeropuerto lo examinaron y determinaron que no presentaba síntomas de la enfermedad. Luego, la policía lo arrestó y deberá comparecer ante la justicia, según CBC.

Potok lo pensará dos veces antes de intentar otra broma de ese nivel.

Puede interesarte