Por Diego Aspillaga
25 octubre, 2019

Si bien puede presentar menores peligros inmediatos que un trabajo más físico, el empleo de oficina trae sus riesgos y Emma está aquí para recordarlos.

El trabajo de oficina puede parecer seguro. No requiere de esfuerzo físico, transporte de objetos o de personal. Tan sólo sentarse frente a una pantalla y trabajar tranquilamente todo el día.

Pixabay

Sin embargo, existen peligros ocultos para la salud de las personas que pasan la mayor parte de sus días tras un escritorio, y debido a esto una una universidad británica decidió tomar cartas en el asunto y advertirle a la población.

Matt Alexander

Ella es Emma, la viva imagen de los problemas de salud que el trabajo de oficina puede traer a las personas que no toman medidas inmediatas para evitar verse como ella.

Emma es una muñeca de tamaño real que muestra cómo se vería un oficinista promedio en 20 años si no se preocupa de mejorar su postura, caminar más y alejarse un poco de la pantalla de su computador. 

La modelo de las consecuencias del trabajo de oficina tiene una pronunciada joroba debido a su mala postura, ojos rojos por ver mucho la pantalla de su computador y piernas con várices y un gran estómago debido a su estilo de vida sedentario.

Matt Alexander

Según William Highman, autor del Work Colleague of the Future Report (Reporte del Compañero de Trabajo del Futuro), “si los empleadores y trabajadores no enfrentan ahora los riesgos de salud que presentan los trabajos de escritorio modernos, todos terminarán viéndose como Emma”.

“A menos que hagamos cambios radicales en nuestra vida laboral, tales como movernos más, controlar nuestra postura en nuestros escritorios, tomar descansos para caminar o mejorar nuestro puesto de trabajo, nuestras oficinas nos van a dejar muy, muy enfermos”, advierte Highman.

Si bien Emma se ve amistosa y no tiene un mal desempeño en su trabajo, ella sí está sufriendo graves problemas de salud que afectan su día a día y le impiden alcanzar su máximo potencial. Y si nosotros no tomamos medidas para mejorar nuestra salud laboral, en 20 años vamos a terminar igual que ella.

Pixabay

Puede interesarte