Por Cristofer García
2 junio, 2022

“En ese momento no tenía la distinción de decir ‘tengo que ser yo en mi mejor versión’. Pensé en quién le gusta a todo el mundo y es cierto que la gente me decía que me parecía un poco. Entonces yo me la creí”, contó Fran Mariano.

Las obsesiones pueden ser perjudiciales, sin importar del ámbito del que se esté hablando, porque al final estas actitudes extremas llevan a las personas a caer en situaciones riesgosas. Aunque algunos parezcan estar cómodos con las decisiones que toman, se debe tomar en cuenta cuando se está buscando desesperadamente algo que quizás no se puede tener.

Alguien que parece ser el ejemplo perfecto de ello es Fran Mariano, un hombre argentino que se sometió a más de 30 cirugías plásticas con un solo objetivo: parecerse físicamente al cantante y actor puertorriqueño Ricky Martin.

Fran Mariano

Para ello, Mariano tuvo que bajar de los 173 kilogramos que pesaba antes de empezar su transformación. Fue con un tratamiento que recibió cuando entró en un reality show que perdió 92 kilogramos.

“Me hice la dermolipectomia y tres lipos, pero ahí hay una línea delgada porque cuando bajas de peso quieres estar mejor que antes y viene la metamorfosis” expresó Mariano en una entrevista, según reseñó TN.

Fran Mariano

“Hubo un montón de operaciones en mi cara. Me hice la nariz, el mentón, los labios (…) Me quería parecer a Ricky Martin, pero la verdad es que quedé más lindo que él”, agregó.

Estaba muy determinado de lograr este resultado estético y no se detuvo hasta sentirse satisfecho. En cuanto a ser igual al interprete de Living la vida loca, explicó que lo hizo porque así le gustaría a muchas más personas que intentando ser él mismo.

Fran Mariano

“En ese momento no tenía la distinción de decir ‘tengo que ser yo en mi mejor versión’. Pensé en quién le gusta a todo el mundo y es cierto que la gente me decía que me parecía un poco. Entonces yo me la creí“, contó.

Aunque se siente a gusto con todo lo que se practicó estéticamente, también reveló que su salud corrió peligro. “De hecho tengo una pequeña parálisis porque me rompió un nervio cuando fui a operarme la nariz y el mentón“, reveló.

Mañanísima

“Un día le dije al doctor que no podía mover la cara y la enfermera me dijo ‘cuando te estaba haciendo la lipo, se llevó puesto un nervio’”, añadió.

Puede interesarte