Por Luis Lizama
30 enero, 2020

Se las dio de rebelde y terminó arrestado. El juez lo consideró como desacato a la corte, agregándole dos cargos extras.

Hay personas rebeldes que viven su propia ley. Nadie los controla, nadie los rige, nadie les dice qué hacer. Algunos son de verdad, claro está. Otros, en cambio, generan carcajadas. Y es que por mucho que traten, a personas como la de esta historia, no les resulta.

Lo estaban enjuiciando por portar marihuana y quiso hacerse el rebelde. Cuando fue su turno de hablar frente al juez, sacó un cigarrillo de su bolsillo y lo encendió, en señal de protesta por la legalización de la hierba, informó ABC. Inmediatamente lo arrestaron y el juez le agregó a su antecedentes dos nuevos cargos: desacato y desorden. No resultó como él quería.

Spencer Boston es un joven de 20 años, residente en Tennessee. Tuvo que comparecer en un tribunal del condado el pasado lunes, enfrentando el cargo de posesión de marihuana.

Hasta allí todo normal. Un chico adolescente y sin mayores problemas que portaba hierba en el momento equivocado. Pero cuando fue su turno de hablar, aprovechó el despiste del juez y encendió un “porro”.

Wilson County Sheriff’s Office

Su idea, según relatan medios locales, era abogar por la legalización de la marihuana. Estuvo lejos de lograrlo, pero vaya que sí fue noticia.

Quizás, la fama que alcanzó le sirva para llevar su mensaje a más personas en el mundo.

Wilson County Sheriff’s Office

Las cámaras de seguridad del tribunal grabaron todo el procedimiento y el momento exacto en que Boston prende el cigarrillo, mira directo al juez y después voltea para decirle algo al público presente. 

Alcanzó a dar una fumada antes que llegara el oficial a detenerlo.

Wilson County Sheriff’s Office

El imputado pasó 10 días en prisión por desacato a la corte y además el juez sumó dos nuevos cargos a su sentencia.

No resultó para nada como él quería, todo lo contrario.

Puede interesarte