Al menos de esta forma su hijo estará menos expuesto a los peligros de internet y las redes sociales.

Entregarle un teléfono móvil a un niño puede ser demasiado riesgoso. Antiguamente los celulares permitían hablar y enviar uno que otro mensaje de texto, sin embargo ahora con el avance tecnológico hasta el internet ha llegado a ellos y bueno… todos sabemos lo peligroso que puede ser el internet.

Por lo demás, hasta hace algunos años este tipo de teléfonos solo eran para los adultos, sin embargo ahora cada vez más niños los reciben de regalo… y cómo negarle a un hijo tener uno si todos el resto de sus compañeros lo tienen, sería aislarlo y tal vez sería perjudicial para él.

Entonces, evitando que suceda eso pero también teniendo cuidado con los riesgos que pueden surgir del uso del celular como comunicarse con desconocidos de cualquier parte del mundo y con distintas intenciones, sufrir acoso cibernético, presión social y un montón de otras terribles situaciones, una mamá tuvo una genial idea antes de regalarle su primer teléfono celular a su hijo: crear un estricto contrato que le permita tener cierto tipo de control sobre el uso que le dé su hijo.

Pexels

Entonces, la bloquera Mel Watts de The Modern Mumma, publicó el documento de 17 reglas que le entregó a su hijo y llamó a otros padres a imitarla.

En el papel se pueden leer un montón de cosas que puede hacer y que no puede hacer el chico.

Instagram @melwatts

“Al aceptar estos términos y condiciones, se entiende que en cualquier momento este teléfono podrá ser retirado de sus manos y se puede realizar una reevaluación con respecto a las reglas y condiciones” dice el contrato antes de enumerar las reglas:

1. Usted reconoce que si el teléfono se rompe o se pierde, debe reemplazarlo o repararlo con su propio dinero. Hemos asumido la responsabilidad de proporcionarle una cubierta y un protector de pantalla de gama alta.

2. Siempre contesta las llamadas de tus padres. Si no puede responder, envíenos un mensaje, llámenos cuando pueda. Si no se hace contacto, te buscamos.

3. Datos: una vez que gastes tus datos, no obtendrás nada adicional hasta la próxima recarga de datos.

4. No hay teléfonos móviles en las habitaciones.

5. El teléfono móvil debe ser entregado a los padres antes de irse a dormir, en ambas casas.

6. Se aplican tiempos a la pantalla. No hay mensajes antes de las 7.30 am, algunas personas duermen, extraño, ¿eh?

7. Siga las reglas y políticas de teléfonos móviles que tenga la escuela.

8. NO tome fotos, ni grabes a personas sin su consentimiento. Esto incluye a los extraños. Especialmente si alguien te pide que no tomes imágenes.

9. NO publiques nada en las redes sociales que no te gustaría que te carguen a ti o a tus hermanas. O no querrías que tu madre o tu abuela vieran.

10. No engañes a las personas en las redes sociales.

11. Contraseñas y nombres de cuentas – accesibles en todo momento. Si cambias la contraseña y no lo sabemos, tu teléfono desaparece.

12. Si eliminas y ocultas cosas a propósito en tu teléfono, redes sociales o correos electrónicos, perderás las cuentas.

13. Recuerda lo que escribes y dices. Escribir algo puede ser completamente diferente a lo que alguien podría haber querido decir.

14. Lo que publicas en las redes sociales es para siempre.

15. Si estás siendo intimidado – muéstranos. No lo escondas.

16.- Entiende que tener una tarjeta SIM y usar tu teléfono es un gran privilegio.

17.- Cualquier acto de violencia o un problema que haga que pierda la confianza en tí resultará en un bloqueo de tu teléfono.

Aunque parezca demasiado estricto y tal vez varios niños no estén de acuerdo, la gran mayoría de los padres que leyeron su post respondieron de manera positiva a su iniciativa.

Y a ti, ¿qué te parece?

Puede interesarte