Por Teresa Donoso
14 septiembre, 2015

Si quieres conocer a alguien no mires su Facebook, mira su lista de reproducción.

Recuerdo que cuando era adolescente siempre pensaba que si llegaba a tener un novio el requisito número uno sería que le gustase la misma música que a mí. Han pasado los años y aunque eso claramente cambió y ahora escojo a mis parejas bajo otros estándares, siempre lo recuerdo, especialmente cuando pienso lo mucho que el grupo musical favorito de alguien puede decirnos sobre esa persona. Si lo piensas, es posible que al pasar por diferentes etapas de tu vida te gustasen diferentes tipos de bandas o de estilos musicales. Lo digo yo que en una década pasé del rock pesado al jazz y la música clásica.

3904

@idkkaylee

Creo que la música no es sólo música, creo que es algo que va más allá, es una forma de expresarnos, de mostrar partes de nosotras mismas que no sabemos como expresar. Realmente es una ventana hacia lo más profundo de las personas y es por eso que dedicarle una canción a alguien, tener una canción favorita o incluso llegar a crear un playlist para momentos especiales tiene un significado mucho más profundo del que podemos imaginar. Es cierto que personas diferentes pueden escuchar el mismo estilo de música, sin embargo, cada canción representa algo diferente para cada persona.

3905

María Paula Silva

Todo lo anterior fue comprobado en un estudio realizado por David Greenberg de la Universidad de Cambridge, donde Greenberg se dedicó a estudiar la conexión que existía entre la música preferida de sus sujetos de estudios y cinco características de la personalidad (neuroticismo, extroversión, apertura a nuevas experiencias, capacidad de alcanzar acuerdos y estándares de consciencia a la hora de actuar). Lo que se descubrió fue que la conexión era innegable: quienes tenían una personalidad más empática usualmente disfrutaban de música más calmada y emocional mientras que quienes eran más modestos solían preferir música country, folklórica o jazz. Al mismo tiempo, quienes eran más sistemáticos u organizados, solían preferir canciones donde los ritmos representaran una composición más ordenada y compleja.

3903

@Taticurto

Si bien es cierto que nunca tendremos la posibilidad de estudiar los gustos musicales de alguien que nos interese de forma científica (y siendo honesta sería bastante extraño), este estudio nos recuerda que podemos llegar a saber mucho más de lo que creemos con sólo prestar atención al grupo musical favorito de alguien. Al final del día no necesitas pasar horas mirando su página de Facebook, una rápida mirada a su colección musical te dará varias de las respuestas que buscas.

Puede interesarte