Por Alejandro Basulto
13 julio, 2020

Cuando Regan Daniels compartió sus fotografías sobre estos seres vivos, mucha gente pensó que eran falsas, y no, son aunténticamente reales.

Aunque sea difícil de creer, existen personas que son fans y estudiosas de los hongos. El reino fungi, que para muchos es poco atractivo y hasta para otros asqueroso, tiene a su grupos de seguidores, interesados en investigarlo, debido a a sus peculiares apariencias, sus bondadosas y enigmáticas propiedades, y su larga historia de existencia, que precede a mucho de lo que hoy conocemos. La fama de los hongos entre ciertas personas es tal, que anglohablantes crearon un grupo en Facebook llamado Mushroomcore, que reúne a casi 30.000 amantes de estas formas de vida.

Regan Daniels / Facebook

En ese espacio virtual, sus integrantes comparten imágenes e historias llamativas sobre las distintas especies sobre este ser vivo. Las cuales en ocasiones llegan a causar mucho impacto entre quienes las ven y las leen. Debido a que los hongos no dejan de sorprender a los seres humanos.

Regan Daniels / Facebook

Tal como es el caso de la especie, «dedos del hombre muerto» (xylaria polymorpha), que puede encontrarse durante todo el año en los tocones de madera de haya y ocasionalmente en maderas duras enterradas, ubicadas en países como Gran Bretaña e Irlanda, además en Europa continental y en varias partes de América del Norte.

sheringhamparknt

Sin embargo, cuando Regan Daniels, de Carolina del Norte, subió unas fotografías de uno de estos hongos que parecen ser una parte del cuerpo de un cadáver, la gente llegó a no creerle lo que había encontrado. Las imágenes rápidamente se viralizaron y al mismo tiempo, aparecieron quienes decían que las fotos eran falsas y que un hongo así no existía. Pero Regan les aseguró a las personas que de verdad había visto los «dedos del hombre muerto», y tenía razón.

«Encontré el hongo en el oeste de Carolina del Norte en los Estados Unidos en un parque que frecuentaba (…) El paseo es agradable, está al lado del río French Broad, así que hay muchos paisajes buenos»

– dijo Regan Daniels, a Bored Panda.

Amantes de plantas y árboles

Para quienes se preguntarán (aunque por su apariencia la respuesta podrá ser demasiada obvia): los hongos «dedos del hombre muerto» no son comestibles, y menos mal, porque basta solo imaginarse el hecho de que sí lo sean y que tengan nutrientes fundamentales para nuestra salud, para plantearse el mal rato que pasaríamos intentando digerirlo.

Puede interesarte