Por Moisés Valenzuela
6 diciembre, 2018

Recibió un doble “sí” en uno de los momentos más emotivos de su vida.

Comprometerse es probablemente una de las decisiones más serias que alguien puede tomar. Casarse y empezar a compartir la vida con alguien más sin duda es algo que no puede tomarse a la ligera.

Pero, ¿qué sucede si el compromiso incluye más personas? Andrew Mast nos dio una lección de cómo hacerlo.

Facebook / Tia Warner

El hombre de 33 años recibió un sí por respuesta cuando Tia Warner, su novia, le dijo que sí quería ser su esposa. El momento llenó a ambos de felicidad, sin embargo, había algo que resolver todavía.

Te’Kia es la hija de Tia y tiene 12 años. Por eso, cuando Andrew decidió formar una familia con su novia, supo que la niña también estaba en el trato.

Facebook / Tia Warner

Y su gesto fue uno de los más emocionantes que verás hoy: un día, estando Te’Kia en el sofá, se acercó con una propuesta.

Primero le mostró la mano de su madre y ambos le contaron que se casarían. Sin embargo, le dijo que algo faltaba para que realmente esto funcionara.

Así que poniéndose de rodillas, sacó una pequeña cajita de su bolsillo y le dijo: “¿Quieres ser mi hija?”

Facebook / Tia Warner

Te’Kia no demoró en decirle que sí a su futuro padre. Probablemente desde antes lo quería como tal, pero ahora todo sería legal y completamente cierto.

El momento es realmente emocionante: luego de recibir el sí, Andrew sólo quiso pedirle a la pequeña un abrazo. Te’Kia no dudó y ambos se acercaron para sellar de esa forma su compromiso. Ahora sí serían padre e hija.

Mira a continuación las imágenes de esta tierna propuesta:

 

 

Puede interesarte