Por Javiera González Ruiz
7 septiembre, 2018

Definitivamente, él jamás les perdonará esta broma tan cruel.

Todos cuando niños fuimos víctimas de alguna u otra forma de nuestros hermanos mayores, primos, amigos, tíos, etc. Solían hacernos bromas que nosotros nos creíamos y después se burlaban sin ningún tipo de piedad. Igual como le sucedió a este pequeño.

Todo estaba planeado, sus hermanas mayores querían dejarlo en ridículo y organizaron una elaborada broma que haría caer a cualquier niño.

Ambas querían hacerle creer a su hermanito -de cerca de 8 años- que podían hacer una magia que lo haría invisible y él, totalmente incrédulo y convencido de que era imposible, aceptó el desafío.

Youtube @IEK TUB

Entonces, ellas pusieron en marcha el plan.

Tomaron una frazada y cubrieron la cabeza del niño mientras la sobaban para darle más intención de magia, y luego de unos segundos aguantando la risa para darle más seriedad, retiran la frazada y fingen que no lo ven, mientras graban su reacción con una cámara.

Como el pequeño no estaba convencido de lo que decían sus hermanas, a ellas se les ocurre “tomar una fotografía” de ese momento, y una de ellas posa al lado del pequeño, que incluso hace un gesto de garabato con uno de sus dedos, convencido de que solo bromeaban con él.

Youtube @IEK TUB

Pero cuando muestran la foto, solo aparece la hermana posando y el pequeño no. Al darse cuenta de que “en realidad” era invisible, el niño rápidamente comenzó a gritar y a llorar desesperado por volver a ser visible, ante la actuación digna de un Óscar de sus malévolas hermanas, que seguían fingiendo que no lo veían.

Youtube @IEK TUB
Youtube @IEK TUB

Fue tanta la desesperación del pequeño, que incluso se lanzó contra una de ellas para que sintiera el golpe. “Algo me impactó” dijo la chica, haciendo que el pequeño se desesperara aún más.

Youtube @IEK TUB
Youtube @IEK TUB

¿Pero cómo hicieron que su hermano menor desapareciera de la foto? Lo habían planeado desde antes y la foto de la hermana sola ya la habían tomado cuando le propusieron la magia al pequeño, así, cuando lo hicieran, fingirían tomar la foto sin que él apareciera en la imagen.

¡Bravo! Son mis ídolas. (Aunque odiaba ese tipo de bromas).

Mira aquí la cruel broma:

Puede interesarte