Por Irene Cereceda
13 diciembre, 2016

Cuando le dijeron que debía tener a su bebé por cesárea, Raquel estaba horrorizada.

En el mundo de la maternidad existen muchos mitos y creencias llenos de prejuicios. Muchas madres juzgan a otras por no haber tenido un parto de forma natural y constantemente dicen que tener un hijo mediante cesárea no es dar a luz realmente. Y esto era lo mismo que pensaba Raquel Maldonado quien estaba embarazada de su segundo bebé y estaba muy emocionada por ello.

Mrs. Fit Mom

Al igual que muchos, Raquel pensaba que las cesáreas le quitarían toda la experiencia de la maternidad y por eso es que nunca pensó en tener una. Sin embargo, por cosas del destino, los planes de Raquel tuvieron que cambiar.

Cuando tenía 32 semanas de embarazada, los doctores y Raquel se enteraron que la bebé venía de nalgas y en California es ilegal someter a parto natural a las futuras madres cuando se sabe que un bebé no se puso en la posición correcta para el parto.

Entonces, le dijeron que iban a tener que realizar una cesárea para proteger la vida de ella y de la bebé.

Raquel estaba horrorizada. No podía creerlo y pensaba que no viviría realmente la maternidad por este suceso. Esta chica llegó incluso a pensar que no sería una madre verdadera.

Pero todo su pensamiento cambió en el momento que vio por primera vez una fotografía de su cicatriz y se dio cuenta que esa era la más clara señal que también se sacrificó por traer a su hija al mundo y que por supuesto, era una madre y no cualquier madre, sino que una muy aguerrida.

Mrs. Fit Mom

“No podría estar más orgullosa de mi cicatriz. No podría estar más orgullosa de mí misma”

Raquel Maldonado

Luego, pensó que el proceso fue igual de emocionante que cuando un parto es natural. Ella estuvo todo el tiempo atenta, su esposo fue capaz de cortar el cordón umbilical de su hija. De la misma manera, grabaron el nacimiento y la experiencia de dar a luz estuvo siempre presente.

Mrs. Fit Mom

Cuando vio su cicatriz se dio cuenta que era un signo de que realmente era una madre espectacular, igual que las otras, porque la maternidad y dar a luz no se trata sólo si tu parto fue natural o no, sino que del lazo que como madre tienes con tu hijo, independiente de la forma en que lo trajiste al mundo.

Mrs. Fit Mom
Mrs. Fit Mom

¿Qué piensas sobre la experiencia de esta madre?

Puede interesarte