Por Monserrat Fuentes
12 julio, 2017

Una dolorosa historia que hoy tiene un final feliz.

No hay nada más triste, desgarrador y dolorosa para unos padres que la pérdida de un hijo, ahora imagina lo que se siente perder dos. Eso es lo que le pasó a una joven pareja de Carolina del Norte, quienes tras sufrir un catastrófico accidente automovilístico perdieron lo que más amaban.

Hoy vuelven a sonreír gracias a la llegada de una pareja de gemelos que nunca pudieron conocer a sus hermanos mayores, pero que los llevarán por siempre con ellos.

Facebook

En el 2015 a Gentry y Hadley Eddings se les vino el mundo abajo, cuando una distraídohombre los impactó a toda velocidad.

El pequeño Dobbs de 2 años  murió en el acto y Reed, que aún estaba en el vientre de su madre, fue dado a luz inmediatamente en el hospital mediante una cesárea de emergencia, pero el bebé falleció a los dos días.

Este es Dobbs.

Facebook

Y el es Reed.

Facebook

Estaban totalmente destrozados, nunca perdieron la fe en que sus vidas tendrían alegría nuevamente.

“Dios tiene un plan, esta situación es frustrante y no nos gusta. Lo que nos pasó no es algo divertido, estamos muy molesto con la pérdida de nuestros hijos, pero sabemos que Dios es bueno y creemos que tiene un plan para nosotros”

Hadley , Dailymail.

Dos años después del accidente, Gentry y Hadley recibieron la noticia de que serían padres nuevamente y de gemelos.

Facebook

Y ya recibieron a sus hijos, ambos honran las memorias de sus hermanos.

Ellos son Isaiah Dobbs y Amos Reed, los padres decidieron ponerles el segundo hombre en honor a los fallecidos,

GOD IS SO GOOD! Pictures Brad Lodi Cain sent to me yesterday of Gentry and Hadley Eddings' twins. Isaiah Dobbs and…

Posted by MarySue Nance on Tuesday, July 11, 2017

Según WWAY, la pareja dijo que “esperan poder sujetar las manos de sus hijos en el cielo” y agregan que aceptan las disculpas del culpable del accidente y que lo perdonan.

Te puede interesar