Por Luis Lizama
20 noviembre, 2020

Aprendió a jugar cuando apenas tenía 5 años, comenzando una carrera que lo llevaría a vencer a iconos como Garry Kaspárov. Acá te contamos su extraordinaria historia.

Nació un 30 de noviembre de 1990, en la ciudad de Tønsberg (Noruega), donde destacó desde muy pequeño por su asombrosa capacidad. Era apenas un niño, con intereses particulares que incluso preocupaban a su padre. Con 5 años aprendió a jugar ajedrez, desarrollando un talento avasallador.

A los 13 ya era capaz de vencer holgadamente a genios del ajedrez, como Garry Kaspárov, amasando un futuro más que prometedor. Hoy es el mejor ajedrecista del mundo y acá repasamos importantes pasajes de su carrera, con registros inéditos.

Acá te dejamos el video donde derrota sin problemas a Kaspárov:

A los 8 años jugó su primer torneo y ya con 13 se convirtió en un Gran Maestro, siendo admirado y apuntado como el futuro de este deporte.

Lo más desconcertante es que incluso confesaba no ser un estudioso de los movimientos y teorías, como lo eran sus rivales.

“No hago mucho trabajo en serio por mi cuenta. No soy uno de esos, a falta de mejores términos, locos al límite”.

–confiesa Magnus en el documental que lleva su nombre–

 

Rápidamente despertó admiración, sobre todo por mostrarse una persona más bien normal. Era un chico de filosofía alegre, que muchas veces incluso buscaba divertirse.

“Para mí, se trata de jugar siempre que esté motivado, mientras sea divertido, mientras sea interesante”.

–expresaba en 2013 en entrevista con Business Insider

Dean Mouhtaropoulos/Getty Images

A los 22 años se consolidó como campeón del mundo, para años más tarde alcanzar el primer lugar en el ranking de la Federación Internacional de Ajedrez.

Desde entonces ha recibido varios premios y reconocimientos, además de ganar campeonatos.

Muchas promesas del deporte terminan decepcionando y perdiéndose antes de llegar a la meta, pero este muchacho logró llegar lejos. 

FilmRise

El documental sobre su vida y carrera, titulado “Magnus” se estrenó hace 4 años, mostrando al mundo entero el espectacular ascenso de su destreza. 

Es poseedor del impresionante récord de 125 partidas invicto, en ajedrez clásico, lo que nos habla de un prodigio total. Cuando ya no fue tan divertido, se aburrió de ganar.

Puede interesarte