Por Luis Lizama
27 julio, 2020

La sonrisa no se le borra con nada, está más que feliz. Don Luis Teddy Girón acaba de graduarse de la Universidad Nacional de Frontera de Sullana (Perú) y ahora explica que “lo que sigue es trabajar».

Nunca es tarde para cumplir tus sueños. Ese fue el lema que don Luis Teddy Girón jamás olvidó. A pesar de la dificultad, del esfuerzo, cansancio y todo lo que conlleva la facultad, siguió adelante y terminó su carrera. No fue para nada un camino fácil, pero su pasión lo impulsaba día tras día.

Ahora, a sus 73 años de vida, ha terminado la universidad y se  graduó como un profesional de la hotelería y turismo. La sonrisa no se le borrará más, su felicidad es desbordante y contagiosa.

Sin mucho tiempo para celebraciones, el anciano peruano dijo que «lo que sigue es trabajar».

Universidad Nacional de Frontera

Fue la propia Universidad Nacional de Frontera de Sullana (Piura, Perú) que publicó la inspiradora historia de don Luis.

Se ha ganado la admiración de muchísimas personas, que ven en él una esperanza, una ilusión para decir que nunca es tarde.

Universidad Nacional de Frontera

Fue aplaudido por todas las autoridades de la casa de estudios, quienes resaltaron su compromiso y dedicación.

“Es cuestión de proponérselo y lograrlo, debo agradecer a los docentes que me han guiado durante todo este tiempo para insertarme en el campo laboral. Ahora lo que sigue es trabajar”.

Comentó Luis Teddy Girón a medios locales.

La universidad transmitió s graduación en un video en vivo, que puedes mirar haciendo click aquí.

Universidad Nacional de Frontera

En marzo de 2014 el hombre se decidió a cumplir su sueño, inscribiéndose para el primer examen de admisión de la universidad. Fue un día muy especial.

Le comunicaron que estaba seleccionado, que podría ser un universitario y cumplir su sueño, pero al llegar a casa para compartir la noticia, también le informaron que su madre había fallecido, según reporta la universidad en su sitio web.

Universidad Nacional de Frontera

Su felicidad nos contagia, además de su motivación y esfuerzo.

La ceremonia se hizo de forma virtual, por la contingencia del coronavirus, pero eso no mermó el entusiasmo de Luis y su círculo cercano.

¡Felicidades, querido Luis!

Puede interesarte