Por Camilo Morales
6 septiembre, 2021

Un motociclista estaba estacionado al frente de una construcción cuando fue encañonado por dos sujetos desconocidos. Gracias a la rápida acción de los albañiles que estaban trabajando la situación no pasó a mayores.

Hay ocasiones en que, si es que las personas están desprevenidas en la calle, pueden sufrir de robos y asaltos. Y con las cámaras de seguridad que están instaladas en algunas zonas de la ciudad se pueden captar los momentos precisos de aquellos delitos para después reconocer a los responsables.

Eso ocurrió en Lima, Perú, en donde un hombre que estaba estacionado con una motocicleta fue abordado por dos sujetos que se le acercaron sorpresivamente, según informó el medio de ese país, Latina Noticias.

Latina Noticias

Los dos tipos intentaron arrebatarle tanto la motocicleta como sus pertenencias y lo amenazaron con dos armas de fuego. El hombre de la moto intentó calmarlos y no opuso resistencia, mientras los sujetos le metían las manos en sus bolsillos para robarle sus objetos de valor.

Latina Noticias

Sin embargo, como se puede ver en el video, sorpresivamente cayó una bolsa de cemento desde el segundo piso del edificio que estaba en frente, lanzado por una de las personas que se encontraba haciendo unos trabajos de construcción.

Latina Noticias

Esta persona se percató que el hombre que estaba estacionado en la motocicleta estaba corriendo un gran peligro, ya que notó que los asaltantes tenían dos pistolas. Además, los trabajadores pensaron que los delincuentes se llevarían la moto.

Latina Noticias

A pesar de que la bolsa alcanzó a impactar en la espalda de uno de los atracadores, ésta lo desestabilizó pero se puso nuevamente de pie y comenzó a correr de vuelta al vehículo en que estaban movilizándose para realizar sus delitos. El sujeto alcanzó a disparar al aire para intentar disuadir a las personas que se encontraban ahí.

Latina Noticias

Salí para poder ayudarlo pero justamente (los asaltantes) ya se estaban yendo. Quise ver la placa pero la tenían borrada“, explicó una de las personas que salió del edificio para asistir a la víctima.

Sin la placa del vehículo es un poco más complicado poder dar con el paradero de los dos delincuentes, pero gracias a la rápida acción de los albañiles no se originó ninguna situación peor.

Puede interesarte