Por Alejandro Basulto
4 noviembre, 2019

El “dulce o truco” también corre en una casa de retiro.

Halloween es una fecha especialmente feliz y esperada por los más pequeños de la casa. Es el día en el que muchos niños salen disfrazados de sus personajes, animales favoritos, o lo que más les guste, para ir a pedir dulces en su vecindario bajo el mensaje de “dulce o truco”, tras el cual, los adultos que los reciban en sus casas, están presionados a darles golosinas si no es que no quieren recibir una broma por parte de estos pequeños traviesos.

HeartisCL

Sin embargo, a pesar de que normalmente ha sido expuesta como una festividad de los niños, esta es disfrutada transversalmente, incluyendo a los abuelitos.

HeartisCL

Como los experimentados residentes de la casa de retiro Heartis Clear Lake, siendo unos ancianos súper divertidos y con todas las ganas de recibir a un montón de niños y darles los dulces que tanto se merecen por disfrazarse y salir a recorrer su vecindario. Por lo que hicieron un llamado abierto para que los padres llevaran a estos pequeños a su hogar, donde les esperarían con juegos, bebidas y muchos dulces. Realmente un panorama imperdible para cualquier niño que gusta de disfrutar fechas como la de Halloween.

HeartisCL

Pero antes de realizar este evento, había una carencia importante. Que era la de la falta de dulces, por lo que se pusieron en campaña para solucionar esa falencia en su plan. Y fue así entonces que hicieron un llamado público con carteles y fotografías de los abuelitos con ellos, solicitando la donación de muchas golosinas para realizar su evento.

HeartisCL

Y resultó ser un éxito. Tuvieron más de 5.000 visitas, contando a los niños y sus padres, lo que hizo que lograran realizar un evento de Halloween inolvidable para todos, en el que no faltó diversión ni golosinas. Si hasta los más viejitos del hogar de ancianos se disfrazaron para dar de la mejor manera posible una afectuosa bienvenida a los niños que venían por sus dulces y juegos.

 

 

Puede interesarte