Por Ignacio Mardones
5 agosto, 2015

Yo creo que es hermosa.

Toda su infancia la vivió bajo el apodo de “cebra” y “vaca”. Winnie Harlow tuvo que fortalecerse para poder vivir en un ambiente tan hostil. Las marcas en su piel, causadas por una condición de piel llamada Vitiligo, fueron expandiéndose por su cuerpo desde los 4 años de edad. Su piel iba perdiendo los pigmentos y dejando manchas blancas y rosadas en su rostro y otras partes visibles. A pesar de todo el bullying que le hicieron, Winnie mantuvo su frente en alto y no se dejó quebrar:

httpv://youtu.be/Ahcga_ZUii8

“Mi adolescencia fue verdaderamente difícil. Tuve que volverme dura. La gente se ríe de ti y tienes que aprender a lidiar con ello o de otra manera te quiebras. Yo no quería quebrarme, así que lidié con eso”, cuenta Harlow. Su condición no le provoca daño ni es contagiosa, pero eso no impide que la gente se quede mirándola en la calle.

wrap . (dress by @albertaferretti )

A photo posted by ♔Chantelle Winnie♔ (@winnieharlow) on

“Sólo es una condición de piel. No duele. No hay nada mal conmigo. Estoy bien. Puedes respirar el mismo aire que yo. Estamos bien” explica. Winnie tiene los recursos para hacerse tratamientos que cambien de tono su piel a un sólo color, pero dice que no está interesada. Más le interesa ser alguien que inspire a otras personas a aceptarse como son.

sunlight is the perfect filter ☀️

A photo posted by ♔Chantelle Winnie♔ (@winnieharlow) on

Ella da charlas y aparece en revistas para mostrarle a la gente con Vitiligo y a todo el mundo que uno puede cumplir sus sueños sin importar la apariencia. Winnie ahora es una supermodelo y trabaja en campañas de moda, está feliz de ser una inspiración para muchos y eso la motiva a seguir trabajando.

¿Qué piensas de esto?

Puede interesarte