Por Macarena Faunes
10 septiembre, 2019

«Sé fuerte, y si haces cosas buenas, serás recompensado», fueron las palabras de Jermaine Bell al saber que cumplirá su más grande sueño.

Todas las buenas acciones son recompensadas tarde o temprano. Si obras bien con tu próximo sin esperar nada a cambio, te ganarás una vuelta de mano que te dejará gritando de emoción, tal como le pasó a nuestro siguiente héroe. Quizás recuerdas a Jermaine Bell, el niño de 7 años que donó todos sus ahorros que tenía para ir a un conocido recinto de entretención, para darle comida a los damnificados del huracán Dorian. Esta es una de las noticias que nos hace querer ser mejores personas y nos da sesperanza a la humanidad.

Disney World invitó a una estadía en sus instalaciones con todo pagado a Jermaine y su familia. Conocerá cada uno de los parques temáticos, a todos los personajes de sus películas favoritas y podrá subirse a los juegos que quiera cuantas veces desee. Su sueño hecho realidad.

Disney Parks

Después de que su caso se hiciera público en las redes sociales, Jermaine fue invitado al popular programa estadounidense Good Morning America. Contó su conmovedora historia en televisión nacional.

Disney Parks

Al llegar a casa recibió una inesperada visita. Los amigos de Mickey Mousse fueron hasta su hogar y le otorgaron una tarjeta donde se regalaban unos días gratis al menor y su familia por tan noble acción. Fue el regalo perfecto ya que era el día de su cumpleaños.

Disney Parks

Jermaine agradeció con un gran abrazo al ratón, quien se dirigió hacia él efusivamente desde la multitud. La mejor noticia que ha tenido en su corta vida.

Disney Parks

«Sé fuerte, y si haces cosas buenas, serás recompensado», fue el mensaje del menor hacia todos aquellos que piensan en hacer una buena acción, pero aún está indecisos por el miedo al qué dirán.

Disney Parks

El pequeño y su madre planean ir a Orlando antes de que termine este mes. Están esperando a que termine la escuela.

Disney Parks
Ayudar al próximo sin esperar nada a cambio debiese ser el mantra de vida de muchos adultos. Jermaine nos da la gran lección. No se necesita ser un adulto para aportar con emotivas acciones a la sociedad. Deseamos que disfrute mucho este viaje, se lo merece.

Puede interesarte