Los directores de la escuela dijeron que en todos sus años de servicio nunca habían visto algo tan romántico.

Cuando Hayden Godfrey tenía 17 años, el día de San Valentín vio que muchas de sus compañeras volvían con las manos vacías de la escuela a su casa. Para él era muy importante el 14 de febrero, entonces quiso hacer una diferencia en sus corazones.

En distintos años había regalado flores a sus amigas, pero en esta ocasión quiso hacer algo realmente grande e inolvidable.

Facebook

Anteriormente lo había hecho como un gesto de amabilidad, más que de conquista, pero cuando quiso hacer la diferencia se encargó de que todas se fueran sonriendo. Para eso compró claveles y se aseguró de que cada chica de su escuela se fuera a casa con una flor.

Facebook

Trabajó en McDonalds, en un restaurante mexicano y en una tienda de abarrotes durante más de un año, hasta que logró ahorrar $450 dólares para comprar los claveles que les daría a la muchachas.

20 de sus amigas lo ayudaron a entregar 834 flores en San Valentín.

Facebook

Los directores de la escuela dijeron que en todos sus años de servicio nunca habían visto un gesto tan romántico como el que Hayden había hecho. El muchacho, por su parte, escribió que nada se comparaba con ver por los pasillos a todas las chicas felices sosteniendo una flor.

Sus compañeras le agradecieron por Facebook el detalle que tuvo para ellas.

Facebook

Pero hay algo que debemos saber todas las que nos enamoramos de él: Hayden está felizmente casado con Lilyan.

Facebook
Facebook

 ¿Qué te pareció el enorme regalo de Hayden?

Puede interesarte